Mooc #VisualThinking: mi primer reto

¿Qué he aprendido sobre el Pensamiento Visual?

#VisualMooc
#VisualMooc

En esta primera semana del Mooc del INTEF, se nos solicita como primer reto reflexionar sobre lo qué es Visual Thinking  (Pensamiento Visual) y las aplicaciones que puede ofrecernos. Para ello se nos plantea como posibilidad contestar a algunas preguntas que guíen la reflexión. Voy a aprovechar el reto para comenzar haciendo una recapitulación de lo aprendido en esta primera unidad del Mooc.

¿Qué es el Pensamiento Visual?

En nuestra cultura el conocimiento se desarrolla y se transmite de forma predominantemente verbal, con un lenguaje basado en una estructura semántica que pretende dar cuenta del sentido inequívoco de los objetos que se investigan estableciendo el qué, cómo, cuándo y por qué de las cosas y de los procesos. Se trata de una lógica lineal propia del pensamiento científico.

No obstante, hay otras formas de acercarse al conocimiento del mundo y otras maneras de aprender. El pensamiento visual, en lugar de trabajar con los conceptos directamente, se acerca a ellos a través de la percepción, combinando lo visual con lo conceptual o intelectual. En lugar de describir el mundo sólo con palabras, textualmente, lo abordamos combinando éstas con imágenes.

El enfoque es propuesto por el psicólogo y filósofo berlines Rudolf Arheim,  desde la gestalt y la hermeneútica, en los años 60 del pasado siglo, y ha sido aplicado con éxito en diversos campos, como el empresarial, y en los últimos tiempos se exploran de forma cada vez más amplia sus posibilidades educativas, en tanto se trata de una metodología que favorece el aprendizaje significativo del alumnado.

En su enfoque teórico se plantea que cuando observamos, como primer momento del proceso de pensamiento, podemos adoptar tres actitudes:

  • Lógica o cientifista: Aislar el objeto para percibirlo en su estado puro y poder conceptualizarlo.
  • Pictorica o artística: Fundirlo en su contexto.
  • Creativa: analizarlo desde múltiples puntos de vista para explorar diferentes posibilidades.

Esta última se acercaría al plateamiento que propone la metodología del Pensamiento Visual al combinar la percepción con el pensamiento a través del dibujo de nuestras ideas.

La creatividad se produce porque el dibujo, para otro de los teóricos de este enfoque, Dan Roam , constituye un proceso de cuatro pasos:

  1. MIRAR para recopilar y seleccionar los elementos relevantes a explorar
  2. VER para identificar relaciones y pautas en lo que miramos
  3. IMAGINAR para manipular lo que vemos y descubrir así nuevas pautas y relaciones, no tan evidentes al proceso perceptivo
  4. MOSTRAR a otros, de forma que aclaramos nuestra aprehensión de la realidad observada, en el sentido einsteniano que afirma “si no puedo dibujarlo es que no lo entiendo”, facilitando también con ello el necesario feedback enriquecedor de nuestro conocimiento incorporando la perspectiva de otros (conocimiento social).

Además el dibujo favorece la apariciónde un componente emocional que incrementa las posibilidades del aprendizaje.

El Pensamiento Visual se sustenta en el efecto de la superidoridad de la imagen (“una imagen vale más que mil palabras”) en tanto el lenguaje icónico es un código de fácil interpretación que, por tanto, incrementa la retención, además de tener un carácter universal.

Se trata de fusionar imágenes con palabras clave (relacionar conceptos con imágenes) para trasladar pensamientos e ideas en imágenes capaces de captar la esencia del mensaje que se quiera transmitir.

Estamos hablando de una doble dimensión o funcionalidad del Pensamiento Visual: cognitiva (esto es, una forma de organizar el pensamiento) pero también comunicativa.

Otro de sus fundamentos teóricos viene relacionado con la neurociencia porque el dibujo nos permite utilizar al mismo tiempo varios canales de procesamiento de la información: visual, auditiva, lectoescritura y kinestesica. Hacer “garabatos” (doodle en inglés) facilita la actividad de nuestro cerebro, que asimila mejor las imágenes que los textos.

¿Cómo trabajar el Pensamiento Visual?

Me quedo con estas orientaciones para empezar:

  • Trabajar en combinación lo análogico y lo digital aprovechando las posibilidades de las app de diseño y dibujo para quienes estamos convencidos de que “no sabemos dibujar” (se diga lo que se diga, estoy convencida de que para ciertas actividades hay que tener algún “talento” o tener más desarrollada alguna de las inteligencias múltiples).
    1. Para lo digital me apunto el repositorio The Noun Poject
    2. Para lo analógico el vídeo Pierde el miedo a comunicarte con gráficos. Tips de Pensamiento Visual.
  • Seguir estos consejos:
    1. Partir de una imagen central
    2. Utilizar flechas para relacionar ideas
    3. Usar colores para resaltar y hacer más atractivo el dibujo
    4. Usar la tipografía para jerarquizar los contenidos
    5. Usar sinestésia que refuerce los conceptos a través del uso del color y elementos icónicos propios del comic
    6. Relajarse y dejar volar la imaginación conviertiendo el dibujo en una actividad lúdica
    7. Utilizar la batidora visual que combine elementos diferentes a modo de bestiario medieval
    8. Tener presente que al dibujar conceptos lo importante es el proceso, lo que ganamos en claridad mental a través del mismo para la comprensión y la comunicación, y no el resultado final (no estamos creando “productos artísticos” sino empleando una herramienta metodológica)
¿Lo ponemos en obra?

Tras todo esto, me he atrevido a hacer mi primer trabajo de Pensamiento Visual resumiendo todo lo dicho en forma textual hasta aquí (la manera en la que suelo trabajar) en este dibujo, en el que pretendo también contestar las tres preguntas que nos plantean:

¿Qué puede aportar a tu forma de trabajar?

¿Cómo podrías usarlo en tu ámbito profesional?

¿Crees que tu alumnado podría utilizarlo para aprender?

Mi primer visual thinking
Mi primer visual thinking

Y, por último, se me plantean algunas dudas:

  • ¿Lo he conseguido?
  • ¿Demasiado texto aún?
  • ¿No es más un esquema ilustrado que un producto “visual thinking”?
  • ¿Qué ha ganado este producto en relación con mis esquemas o mapas mentales habituales donde no incorporaba los dibujos?

Por de pronto, lo que si puedo decir es que añadir estos pocos elementos icónicos hechos por mi propia mano ha resultado un reto para mí.

Y sí, “¡no sé dibujar!“, por lo que he conseguido salir de mi zona de confort.

Autor: mexphers

Profesora de Filosofía

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.