El cielo de Canarias: comentario de texto+caza del tesoro

La excelente calidad del cielo de Canarias para la observación astronómica está protegida por ley. En 1988 se aprobó la Ley para la protección de la calidad astronómica de los observatorios del IAC (Instituto de Astrofísica de Canarias).


La Ley del Cielo protege la calidad de los observatorios para evitar cuatro factores especialmente negativos para la astronomía: la contaminación lumínica, la contaminación radioeléctrica, la contaminación atmosférica y el vuelo indiscriminado de aeronaves.
La contaminación lumínica la provoca la luz artificial de nuestras ciudades que, al dispersarse por las partículas de la atmósfera, produce un resplandor en el cielo nocturno.
 Al ser menos negra la noche, este resplandor nos impide ver los astros del cielo.

tmp499249197392855042

Sin renunciar a la seguridad y al valor estético que proporciona la iluminación de nuestras ciudades, la Ley del Cielo permite y exige satisfacer estas necesidades de un modo más racional. El ámbito de protección de la Ley actúa en este caso sobre la totalidad de la isla de La Palma y sobre las zonas de Tenerife que pueden verse desde ella. Debido a un apantallamiento inadecuado de las farolas y a excesos en los niveles de iluminación, una parte importante de la luz se dirige innecesariamente hacia el cielo, pues no se aprovecha para iluminar lo que realmente interesa, el suelo de nuestras calles, plazas e instalaciones deportivas, los monumentos, los edificios públicos y los carteles publicitarios.
 Una iluminación escasa puede resultar insegura. Sin embargo, una iluminación excesiva puede ser incluso más peligrosa, al causar deslumbramiento y cansancio visual en un entorno que nos proporciona falsa seguridad.

apantallamiento
Un mayor consumo de energía también supone indirectamente un aumento en la emisión de residuos contaminantes por parte de las centrales térmicas productoras de electricidad. Cuando se ilumina de forma incontrolada, estamos perjudicando, además, al entorno natural de muchas especies animales, produciéndoles trastornos y alteraciones en los ciclos biológicos, entre ellos la desorientación. Según la Ley del Cielo, se deben utilizar proyectores adecuados y adoptar rejillas para concentrar la luz en el objeto que se pretenda iluminar y con niveles de iluminación adecuados a su entorno. Para la iluminación ornamental de edificios, jardines, zonas deportivas y de recreo se pueden utilizar cualquier tipo de lámpara, pero, aI igual que los carteles luminosos, deben permanecer apagados después de las doce de la noche.

    1. ¿Qué cuatro factores, negativos para la astronomía, contempla la ley del cielo?
    2. ¿Dónde se aplica esta ley
    3. ¿A qué se debe la contaminación lumínica?
    4. ¿Qué consecuencias tiene la contaminación lumínica?
    5. ¿Qué medidas contempla la ley del cielo para evitar la contaminación lumínica?

Vamos a investigar en Internet.

  1. ¿A qué se debe la excepcional calidad astronómica del cielo de Canarias?
  2. ¿Qué dos observatorios forman parte del Observatorio Norte Europeo (ENO)?
  3. ¿Cuántos países cuentan con instalaciones en el ENO? ¿Qué obtiene España de los países que forman parte del ENO?
  4. ¿Qué observatorio es pionero en la investigación solar? ¿Cuál tiene más cantidad de telescopios nocturnos?

RECURSOS:

Calidad astronómica del cielo

Observatorios de Canarias

Esta entrada fue publicada en Contenidos canarios, FYQ 2º ESO, La luz LOE y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

1 respuesta a El cielo de Canarias: comentario de texto+caza del tesoro

  1. Si se fijan en las fotos de satélite, de noche se puede observar cómo se ven la iluminación, y de hecho, no solo la astrofísica se ve afectado por este tipo de contaminación sino también los animales y los seres humanos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *