Exposición virtual: «En busca del buen amor»

Este viernes se inaugura de la mano del CEP las Palmas de Gran Canaria, y con la colaboración del Área de Igualdad de la Consejería de Educación, Universidades y Sostenibilidad, la exposición «En busca del buen amor: evitando amores que matan». Este provechoso recurso ha sido elaborado en el 2009 con la coordinación de la Asociación para el Desarrollo Integral de las Mujeres Mercedes Machado y la Dirección General de Ordenación e Innovación Educativa.
Se ofrece de esta manera al profesorado la oportunidad de conocer, en este entorno en tres dimensiones, este interesante material. A su vez se podrán descargar los cuadernillos del profesorado, el cuestionario para chicas y el orientado hacia los chicos.

Pueden visitarla en la sala de exposiciones 2 de la Casa de Canarias Virtual (casadecanarias.net) en el mundo virtual de Second Life,  inmediatamente debajo de la sede del CEP.

Para acceder a la zona del CEP tienen aquí una breve guía: https://bibliotecadelcep.wordpress.com/cep-virtual/

El buen amor-CEP Virtual-Casa de Canarias-Second Life_001

El patio de juegos (recreo coeducativo)

ojos 1

Rápida observación coeducativa

En la actualidad, los patios de juegos de los centros escolares son espacios comunes para todo el alumnado. No obstante, una rápida observación de lo que sucede en ellos nos demuestra que ciertas áreas siguen estando vetadas a las niñas. Este hecho es doblemente preocupante. Por una parte, constituye una manifestación clara de sexismo y, por otra, impide a los varones que no desean participar de los juegos «típicamente» masculinos el uso libre del espacio. La observación sistemática de la interacción y el uso del patio de juegos  les permitirá conocer los comportamientos del alumnado y darnos cuenta de los mecanismos de imposición de unos sobre otros/otras”

Rosa Caramelo

rosa caramelo:Maquetaci—n 1

elefantas y elefantes

Cuenta la historia de una manada de elefantes y elefantas en la que unas y otros viven de manera separada y tienen actividades diferentes, incluso el color de ellas y ellos es distinto.

Los elefantes son grises, comen hierbas verdes, se duchan en el río, se revuelcan en el lodo y hacen la siesta debajo de los árboles. Las elefantas son rosas, no comen hierbas verdes, no se duchan en el río, no se revuelcan en el lodo y no hacen la siesta debajo de los árboles. Las elefantas están encerradas en un jardín vallado, comiendo unas flores que no les gustan porque saben mal y llevan zapatitos, baberos, cuellos y lazos también de color rosa para volverse más rosas.

Los elefantes no llevan nada para hacerse más grises, ni comen flores que saben mal. De entre todas las elefantas destaca una, Margarita, que es de color gris y por más que intenta comer las mismas flores que sus compañeras para volverse rosa, no lo consigue. Cuando ya se pierde la esperanza de que Margarita se vuelva rosa para que un elefante se quiera casar con ella, toma la decisión de salir del vallado, quitarse sus adornos rosa, y jugar a ser una elefanta libre igual que los elefantes que nunca han estado encerrados en el vallado. Su iniciativa sirve de modelo para que las otras elefantas hagan lo mismo.

A %d blogueros les gusta esto: