Unos días en Massa

Por José Daniel Escánez Expósito e Isaías Lorenzo Gutiérrez

Nuestro viaje a Italia fue una experiencia fantástica. A pesar de nuestro gran nerviosismo, causado el hecho de no conocer a nuestros anfitriones ni el lugar en el que nos íbamos a quedar, lo pasamos genial.

Nuestras preocupaciones desaparecieron en el momento en el que vimos el gran entusiasmo con el que nos recibieron. Nos trataron como unos hijos más. No hubo tiempo para el aburrimiento. Cuando no estábamos en el instituto trabajando en el proyecto Erasmus con los chicos de otros países, o dando viajes programados, estábamos de paseo con las familias; y si no era así, buscaban otras actividades para realizar con nosotros. Vimos lugares como Pisa, Florencia, Lucca, la zona costera de la provincia de Massa y Carrara, las canteras de mármol, estudios de arte…

Destacando magníficos momentos como la subida al campanario de Giotto o a la torre Guinigi, el paseo por Pisa en bici, la carrera para llegar puntual a la estación y que no se nos escapara el tren, el descubrimiento fortuito de increíbles lugares y por último pero no menos importante, estar bajo una tormenta eléctrica perdidos en la enorme ciudad de la torre inclinada.

Esta aventura puede resumirse en grandes personas y pequeños detalles en el lugar idóneo.

Esta entrada fue publicada en ERASMUS +. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario