Nuestra identidad como centro.

Seguramente habrás visto alguna vez el logotipo de nuestro centro y te habrás preguntado quién lo ha diseñado o si tiene algún tipo de significado que lo vincule con Tamaimo. Te vamos a aclarar esas dudas que te inquietan y te quitan el sueño. Nuestro logo nació hace 5 años con el trabajo de un grupo de alumnos dirigidos y apoyados técnicamente por Benjamín Hernández, nuestro profesor de Educación Plástica y visual, y efectivamente, sí que tiene un significado y estoy seguro que nos ayudará a valorar y mirar con otra perspectiva nuestro logotipo. Ésta es su explicación aportada por el autor.

LOGOCENTRO

Entendemos que un anagrama debe captar la esencia de la marca o entidad que representa. Qué significado tiene por tanto el logotipo del IES Tamaimo. Para responder a esta pregunta procederemos a  analizarlos diferentes elementos que lo componen.

La silueta negra, que representa el entorno físico del centro, es un accidente geográfico distintivo de Santiago del Teide, Montaña Bilma. Antiguo volcán extinto que nos habla de la naturaleza geológica del paisaje en el que se asienta la población de Tamaimo, un malpaís roto y domesticado por la mano del hombre, que se abre paso hacia el mar deslizándose entre abruptas formaciones rocosas. Coronan el conjunto tres piteras florecidas, plantas que a pesar de ser foráneas abundan en el municipio. Por un lado definen el diálogo que se establece entre la vegetación y la roca y por otro muestra la naturaleza plural que ha conformado tanto el paisaje como el paisanaje en la comarca, donde los agentes externos se han mezclado con los endémicos para configurar un conjunto rico y plural. Todo ello está enmarcado por un círculo, símbolo universal del todo, de la eternidad y de la perfección. Representa el ciclo de la vida y el principio masculino y femenino.

Hasta aquí hemos dibujado un entorno físico y humano concreto, pero era necesario introducir un elemento que definiera al centro educativo. Este elemento es el cubo. En una primera aproximación es evidente que representa el edificio, la arquitectura del hombre que se inserta en el paisaje, la síntesis entre lo geométrico y lo orgánico. Pero va mucho más allá porque el hexaedro simboliza el universo material y representa la sabiduría, la verdad y la estabilidad moral, que deben ser las bases sobre la que se cimenta la educación. Es un edificio transparente, sin paredes, abierto a la realidad externa. Y ésta, pienso, es precisamente la filosofía que define a nuestro centro, el IES Tamaimo.

Feliz comienzo de año!!!!!

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.