Montaje del huerto

La elección del lugar es un tema básico y fundamental, ya que determinara en gran medida el éxito de nuestro huerto.   •El Sol es el gran aliado de las verduras, deberá brillar por lo menos 6 horas en invierno sobre el huerto. Habrá que controlar que no haya paredes altas ni árboles alrededor, sean grandes o pequeños, porque podrían crecer y hacerle sombra. • Circulación del aire, el huerto deberá estar situado en un lugar con buena aireación, no viento, ya que en verano las altas temperaturas y la humedad podrían atraer enfermedades y plagas. • Agua de riego el lugar debe de contar con manguera o toma de agua, en caso contrario, habrá que pensar acercar el agua, ya que las siembras y muchos cultivos requieren un riego diario, sobre todo en verano. Lo ideal sería dotar el huerto de un riego por goteo (para mayor ahorro de agua). • Cercanía al colegio/casa hará que el trabajo diario y la cosecha resulten más cómodos, conviene tenerla cerca para que su mantenimiento sea más llevadero. • Orientación el terreno, deberá orientarse hacia el sur ya que así recibirá más horas de luz al día. • Medición, es necesario conocer las dimensiones del huerto para planificar los marcos de plantación, hacer cálculos para los abonados o rectificar la faltas del terreno (PH, textura, drenajes, etc.) • Inclinación, para que el terreno se mantenga abonado y fertilizado por igual conviene dejarlos sin inclinaciones lo mas llano posible, para ello si es necesario se hará desmontes y terraplenes. • Protección del terreno, se deberá limitar el terreno para evitar la entrada de animales, posibles hurtos y los vientos. • Accesos, planificar las entradas al terreno tanto a pie como con vehículo para saber cómo podremos traer los materiales necesarios para el trabajo (estiércol, barro, rofe, etc.).  

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.