El dibujo del acero. Máximo Riol.

El silencio se hizo en la sala de exposiciones de la Casa Museo León y Castillo.

Los ojos del alumnado fijaron su mirada en el escultor. El silencio ocupó el espacio y pudieron disfrutar no solo de su obra, sino de sus conocimientos, de su sabiduría, de su experiencia y de su arte. Máximo Riol Cimas recorrió sus esculturas y fue dando detalles de cada una de ellas, sobre los materiales, las dimensiones, los colores y pátinas. Explicó la presencia en su trabajo de la simbología y la mitología, sobre lo que se esperaba de él cuando le hacían un encargo, las razones que le llevaron a hacerlas y supo ponerse en el lugar de estos escolares de Sexto Nivel de Primaria y animarles a que cultivaran sus gustos y aficiones y los tuvieran en cuenta a la hora de forjarse su futuro.

Quedamos cautivados por esta visita tan enriquecedora.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.