DECÁLOGO PARA UNA NAVIDAD SOSTENIBLE

Durante la Navidad el consumo en las familias se dispara. Siguiendo algunas recomendaciones se puede disfrutar de las fiestas ahorrando dinero y siendo más respetuosos con el medio ambiente.

1.- Usa el transporte sosteniblemente. Cuando vayas a las zonas comerciales o a visitar a tus amigos y familiares, utiliza el transporte público en la medida de lo posible. No uses el coche, ya que produce gases de efecto invernadero.

2.-Paga por el regalo, no por el envoltorio. Evita los productos con un embalaje exagerado o fabricado a base de PVC, con ello disminuiremos la contaminación y la sobreexplotación de los recursos naturales.

3.-Reutiliza el papel de regalo. Se puede utilizar también papel de regalo reciclado o incluso hacer nuestro propio papel de regalo. Recicla el papel después de usarlo.

4.-No gastes luz innecesariamente. Piensa en cuánta energía utilizas para la iluminación navideña. Apaga siempre las luces cuando vayas a dormir o salgas de casa, y utiliza luces LED, que son más eficientes. No dejes los aparatos en modo stand by (con el piloto encendido).

5.- Regala sosteniblemente. Procura ser comedido en la cantidad de tus regalos, pues cuanto más se consume, más recursos naturales se están destruyendo. Compra productos fabricados cerca de casa o procedentes del comercio justo (sin intermediarios).

6.- Utiliza en la decoración navideña productos reutilizados. Una manera de ayudar el medio ambiente es decorar el árbol de navidad con productos usados (CD`s, recortes de revistas, papeles de colores, restos de ropa, etc.). Destilan espíritu navideño igual que los tradicionales, estimulan la imaginación, ahorran dinero y producen menos residuos.

7.- Utiliza pilas recargables para los juguetes y regalos electrónicos. ¿Por qué no regalar también un cargador de pilas?

8.- Deposita los cartones de las cajas de regalos en contenedor azul para papel y cartón. En estas fechas se generan muchos residuos de esta clase.

9.- Disfruta con los amigos y la familia de una buena gastronomía. Cocinar con olla a presión y con poca agua supone un ahorro de un 50% de energía. Tapando las ollas, cazuelas y sartenes conseguiremos ahorrar un 25% de energía.

10.- Siembra paz a tu alrededor. Lo que es bueno para las personas tiene que serlo también para nuestro planeta. Recuerda: construir el bien es más difícil que destruirlo. “Ahorrar no es sólo guardar, sino saber gastar”.

Red de Sostenibilidad

 

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.