APRENDIENDO SOBRE DIVERSIDAD DE BUENAS EXPERIENCIAS EUROPEAS

Lucía García (alumna) y Miguel Rodríguez (profesor) en la sede de la conferencia.

Se celebró la conferencia final del proyecto europeo GEAR. Bajo el título «Sociedades inclusivas: el papel de la educación», este encuentro tuvo como tema central la interculturalidad y la diversidad en Europa. Se desarrolló en Madrid el último fin de semana de octubre de 2018.

Este proyecto ha sido organizado y coordinado en nuestro país por la Fundación CIVES. Allí se reunieron profesores, técnicos y estudiantes de cinco países: Croacia, Eslovenia, España, Italia y Macedonia.

Durante dos intensos días tuvo lugar un extenso programa. Se analizó la realidad de la diversidad en distintos territorios europeos.  Se pusieron en común las experiencias educativas desarrolladas en dichos países. El formato por el que se optó fue por mesas por temáticas.

De Canarias acudieron profesores de cuatro institutos de Gran Canaria: IES Arucas Domingo Rivero, IES Politécnico, IES Schamann y de nuestro instituto, el IES Doramas, de Moya. Se dio la circunstancia de que sólo se disponía de una plaza para estudiantes. Lucía García, alumna de 2º de Bachillerato, quien ha estado implicada en este proceso desde el mes de septiembre del año 2017, fue invitada a participar en el encuentro.

Esta es la crónica que Lucía redactó, incluyendo su valoración personal.

Foto de grupo de las personas asistentes procedentes de Gran Canaria

NECESITAMOS MÁS GENTE DISPUESTA A ACTUAR

Por Lucía García (alumna de 2º de Bachillerato)

Durante el viernes 26 y sábado 27 de octubre, tuve el placer de acudir a la ceremonia de finalización del Proyecto GEAR en Madrid. Si bien es cierto que estas jornadas concluyeron con una propuesta que se lleva desarrollando desde hace ya varios años entre diversos países de la UE, yo prefiero verlo como un comienzo.

Cartel del encuentro.

Tras todo lo experimentado durante los diversos talleres que tuvieron lugar entre 2017 y 2018 me siento orgullosa de poder decir que para mí este viaje no ha terminado. De esta vivencia me llevo no solo nuevos amigos y conocimientos sino también la determinación a seguir promoviendo un mensaje que hace cada vez más falta propagar, tanto en territorios europeos como globalmente. Necesitamos más gente concienciada sobre los peligros políticos que nos acechan, necesitamos más comprensión de la diversidad (ya sea étnica, religiosa o cultural), pero sobre todo necesitamos más gente dispuesta a actuar.

Es imprescindible la formación de jóvenes en materias de actualidad, pero tras la formación en conocimientos viene la parte más difícil de llevar a cabo: el compromiso. Necesitamos comprometernos en aulas, oficinas y en casa a esta causa. Es nuestro deber ser el ejemplo que haga a los demás abrir los ojos sobre las amenazas que recorren el mundo.

Este compromiso es una deuda que le debemos a las próximas generaciones, que se verán segregadas por nuestros errores, si no les ponemos frenos. Está en nuestras manos escoger el rumbo de las políticas futuras, centrándonos en el ahora y poniendo ahínco en los jóvenes, que somos quienes estaremos mañana. A través de inversiones, proyectos y esfuerzo, podemos lograr un cambio a mejor.

Programa del encuentro: Curso CIVES