Qué somos

Existe un número importante de empresas y profesores involucrados, con ideas innovadoras y ganas de desarrollar material nuevo que acompañe a la tendencia actual de la educación en cuanto al desarrollo de la creatividad, la innovación, la emprendeduría e iniciativa empresarial y la creación de material didáctico que cumpla y colabore con la docencia en competencias y el trabajo en equipo.

Uno de los objetivos es la creación de un grupo de trabajo intercentros y multidisciplinar que dé respuesta a este tipo de profesorado para que se encargue del diseño, desarrollo y fabricación de material didáctico tangible y manipulable por el alumnado que complemente a las unidades didácticas correspondientes.

Queremos favorecer el espíritu creativo e innovador de los profesionales con los que cuentan los centros de Canarias y reunirlos a todos en un grupo de trabajo que obtenga resultados inmediatos. Que dé posibilidades de ver materializadas sus ideas y que contribuya a desarrollar sus capacidades.

Para ello, hemos creado un Fab Lab (Laboratorio de Fabricación) en el centro, que funciona como un aula abierta a todas aquellas personas que quieran utilizarlo, al igual que las bibliotecas públicas, en las que dispondrán de máquinas y herramientas para hacer realidad sus ideas, respetando una serie de normas lógicas de uso que ya vienen redactadas por la FabLab Foundation a nivel internacional.

Este laboratorio dispone de dos impresoras 3D que ya está siendo utilizada por profesorado y sobre todo, alumnado (de forma totalmente autónoma), un scanner 3D y una impresora de corte para diversos materiales (Goma EVA, metacrilato, madera, metal, ...), herramientas y material fungible (hilo plástico, PVC, ...) y todo aquello que sea necesario en el desarrollo de los proyectos.

Además, al trabajar en equipo, los diferentes conocimientos de cada docente se aúnan para conseguir el objetivo común en la fabricación de ese material didáctico. Un docente de música tiene una idea para construir un juego, por ejemplo, pero no sabe cómo hacerlo. El docente de Tecnología puede ayudarle en esa tarea. De esta manera, se crea una colaboración multidisciplinar, aprendiendo unos de otros que después se ve reflejado en la práctica docente con el alumnado, que disfrutará de una nueva forma de aprender, con material ajustado a sus necesidades y creado expresamente por los docentes que le imparten clase.

La buena sinergia con las empresas del grupo permite que el material creado se comercialice, esté a disposición de manera cercana y se pueda adquirir a un precio inmejorable y ajustado.

No existen límites para la creación en este sentido en ninguna de las especialidades de la Enseñanza Primaria, Secundaria y Formación Profesional. Si se puede imaginar, se puede crear.

Otro de los objetivos que se marca el grupo es la de editar publicaciones de los productos obtenidos en las que se incluyan instrucciones para su uso y ejemplos de prácticas que se pueden realizar con ese material didáctico, de manera que sea accesible a todo el profesorado interesado en utilizar estos recursos.

La idea es que se trabaje en anillos, cada uno dedicado a un proyecto específico, con el nexo común del Fab Lab y con espíritu colaborativo y no de mero receptor de instrucciones. Todos los integrantes del grupo están al mismo nivel jerárquico y de responsabilidad. Por tanto, no existe tampoco restricción en cuanto a qué sector del profesorado va dirigido este grupo de trabajo, cuanto más interdisciplinar y cuantos más colectivos dentro de la enseñanza participen, mejor.

Un comentario en “Qué somos

  1. Me parece una idea creativa, que puede ser decisiva en el avance hacia el desarrollo sostenible, involucrando a las generaciones que lo van a hacer posible. Enhorabuena!

Responder a Araceli Reymundo Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *