Mesa ESTACIÓN DE TRABAJO (WORKSTATION)

Mesa ESTACIÓN DE TRABAJO (WORKSTATION)

Propuesta de una mesa de reunión en la que los puestos de trabajo disponen de tomas de corriente y conexión a una red centralizada para trabajar en equipo, así como asientos para teléfonos móviles. Su objetivo es ser el punto de partida de una línea de mesas pensadas para dar servicio a la realidad tecnológica actual, las Estaciones de Trabajo, en la que los grupos se reúnen y se coordinan a través de las omnipresentes nuevas tecnologías.

El encargo partió de un profesor del CEIP Chimisay para solucionar un problema de su Departamento, ya que no disponían de una mesa holgada donde reunirse. Al tener un presupuesto limitado, la mesa debía tener un coste no superior a 250 euros.

El punto de partida nace de fusionar funcionalidad y modernidad con carpintería tradicional, a través del uso de líneas orgánicas actuales y una estructura clásica en madera maciza. La geometría deriva de un instrumento musical, la lira griega, en la que el espacio interno busca, aparte de generar su perfil característico, la mejor distribución de los distintos puestos aprovechando al máximo el espacio.

El puesto principal presenta un hueco elíptico para ocultar la base de la pantalla de un ordenador de sobremesa, mientras que los restantes están pensados para la conexión de los aparatos portables.

El material empleado para la mesa es un tablero de fibras de densidad media en tono oscuro y acabado plastificado. Está formada por tres piezas obtenidas de dos tableros de 19 mm. de grueso y una relación largo/ancho de 244×122 cm. El contorno está rematado en bisel y suplementado con un filete del mismo material para dar la impresión de mayor grosor. Todas las piezas están obtenidas mediante corte por CNC.

Al objeto de facilitar su fabricación, la estructura de madera está constituida por cuatro triángulos iguales dos a dos, con tres patas de estilo clásico cuya cara interna está acabada en una moldura tipo “media caña progresiva“, que empieza en la base y se va reduciendo hasta desaparecer al encontrarse con el faldón, la traviesa superior. Aparte de aportarle estética, mejora su resistencia a los golpes.

La unión de las piezas frontales es a “caja y espiga” y encolado, para darle mayor resistencia, mientras que las posteriores se encolan reforzándolas con tirafondos. Todos los triángulos están unidos mediante tranversales para dar un efecto de cierre al conjunto.

 

Fabricación

 

Diseño original: desconocido.
Innovaciones: en el diseño, en la estructura y los puestos de trabajo.
Autor: José Antonio Melo Pérez. Tecnólogo de la Madera.
Ejecución técnica: Miguel Alejo. Profesor de fabricación e Instalación.