El Plan Canario de Formación del Profesorado establece una oferta formativa de verano. Ésta ha mostrado una gran demanda debida a la flexibilidad temporal, al no estar condicionada por el horario laboral del profesorado participante, y determina en gran medida, el interés de muchas personas de mejorar su competencia profesional dedicando tiempo de su periodo vacacional.

Con la intención de llegar al mayor número de docentes interesados en esta oferta, se han ofrecido siete cursos en la modalidad autodirigida lo que supone un total de 80 horas de formación en los que han participado hasta la fecha 1.659 docentes. El número de participaciones en este programa formativo se eleva a las 2.780 al haber numerosos docentes que han realizado de 2 a 7 actividades.

Los temas abordados han sido: el conocimiento de la aplicación web de ProIDEAC (un software informático pensado para asistir al profesorado en el diseño de la enseñanza, la evaluación de aprendizajes competenciales recogidos en el currículo y la evaluación colegiada de las competencias básicas); la prevención del acoso escolar; la respuesta educativa al alumnado con NEAE (Necesidades Específicas de Apoyo Educativo); la igualdad de género; la protección de menores en Internet; la prevención de las disfonías docentes o la ley de protección de datos. Todos ellos considerados estratégicos para la comunidad educativa y que se ofertan en la “modalidad autodirigida” con el objetivo de que todo el profesorado canario pueda acceder.

Dado el interés suscitado por este programa formativo y la amplia participación del profesorado se pretende afianzar en un futuro este programa con nuevas ediciones.