IMPARABLE GAMÁ

El Colectivo GAMÁ continúa realizando su trabajo de manera telemática desde que se decretó el Estado de Alarma y denuncia las dificultades que atraviesan las mujeres trans* en situación de prostitución y las personas migrantes.

En estas semanas de confinamiento128 personas han recibido atención telefónica, a través de WhatsApp, Skype o a través de las Redes Sociales en materia social, psicológica, laboral o jurídica ante situaciones complicadas que se han agravado debido al confinamiento.

GAMÁ, Colectivo LGTB de Canarias, ha realizado un total de 473 atenciones a 128 personas durante los primeros quince días de confinamiento impuestos por el Estado de Alarma debido a la crisis sanitaria provocada por el COVID-19. Desde el inicio de esta situación, el equipo profesional del colectivo ha sido instruido y ha recibido las herramientas para continuar realizando su labor de manera telemática.

Desde que se decretaron las medidas de confinamiento son muchas las personas LGBT que han necesitado el apoyo y seguimiento del Colectivo GAMÁ, tanto a nivel psicológico como social, también los problemas derivados de la situación actual han requerido la atención laboral y jurídica para muchas de estas personas. 

La psicóloga del Colectivo, María José Hinojosa, explica que “los problemas de pareja o la LGTBIFobia familiar” empeoran debido a que las personas no cuentan con sus “válvulas de escape habituales como pueden ser el contacto con familiares, amigos o el trabajo”. La soledad también juega un papel devastador en la vida de las personas LGTBI, “agudizando la ansiedad o la depresión» comenta Hinojosa, que no ha parado de realizar atenciones vía Skype para intentar paliar esta problemática.

Desde GAMÁ manifiestan su preocupación por los grupos más vulnerables como pueden ser las mujeres trans en situación de prostitución o las personas solicitantes de asilo, que al llegar a la isla poco antes del inicio del confinamiento no han podido iniciar el proceso de asilo, ya que vienen huyendo de sus países de origen con recursos limitados, lo que atender esta realidad se vuelve mucho más compleja. «Las mujeres trans* en situación de prostitución se ven sin recursos económicos para cubrir sus necesidades básicas, como alimentación o alojamiento, en muchas de las ocasiones no se encuentran en su municipio o ciudad de residencia habitual y el acceso a las ayudas de la administración pública supone una odisea”, ha explicado Jennifer N. Molina, trabajadora social de GAMÁ. 

La atención jurídica continúa siendo fundamental ante una nueva realidad laboral, plagada de ERTEs, despidos y bajas. “Hay mucha gente perdida con la nueva situación, nosotras seguimos asesorando ahora más que nunca, informando sobre los procedimientos y trámites que deben realizar. Otra realidad que se acentúa es la imposibilidad de continuar pagando el alquiler o  los maltratos que sufren las personas en su vivienda dado el confinamiento», comenta Ithaisa Amor Calderón, abogada del Colectivo. 

La mayor parte de las dificultades con las que se enfrenta el Colectivo GAMÁ para dar respuesta a las demandas registradas son debidas a la restricciones genéricas de movilidad, la falta de recursos de alojamiento, las dificultades para coordinarse con los recursos de la administración, actualmente saturados, y la propia falta de equipos y herramientas de acceso a la red de muchas personas, imprescindibles para tramitar ayudas de emergencia. 

Los grupos activistas de Gamá, Sáfores y Juvenis, continúan trabajando en la medida de lo posible, reuniéndose de forma telemática y realizando acciones divulgativas de empoderamiento, como la conexión en directo a través de Instagram celebrada el pasado sábado con motivo del estreno de la serie ‘Veneno’. Tanto las Redes Sociales como los canales de comunicación habituales del Colectivo GAMÁ han sido reforzados con más publicaciones o la edición ‘#QuédateEnCasaConGamá’ del boletín informativo mensual.

Una vez más, se hace necesario valorar el trabajo de las ONGs, que llegan a todas esas personas a las que la Administración no puede llegar, complementando la labor pública de atención a la ciudadanía. Desde el Colectivo GAMÁ se quiere enviar a toda la población de Canarias un mensaje de esperanza y aliento, a la vez que recuerdan que todas las personas LGTB pueden contactar con el colectivo: “Cuenten con nosotras, estamos para ayudarles”.

TELÉFONOS DE ATENCIÓN GRATUITA:
928 433 427 – Información general
605 892 051 – Atención social y jurídica
659 223 054 – Atención psicológica, formación y mayores
690 718 439 – Prueba rápida, administración y prensa