ANIMALES DEL MAR

El nivel de 4 años está investigando en este trimestre sobre los animales del mar. Y en psicomotricidad estamos realizando actividades relacionadas con el proyecto, entre las cuales está trabajar el cuento «Alma la tortuga que perdió la calma» escrito e ilustrado por Laura Curbelo de León.

Trabajamos la calma a través de diferentes posturas de yoga y este fue el resultado:

4 años A

4 años B

4 años C

Espero que disfruten de las fotos

Un saludo

Más recursos para la relajación

Les dejo algunos vídeos que les pueden ayudar a practicar la relajación con los niños/as de Infantil. Les comento que ellos y ellas, están acostumbrados a practicar la relajación y aunque, los de 3 años se están aún iniciando (aguantan unos minutos y suelen moverse, aunque respetan la posición adoptada y no hablan) el alumnado de 4 y 5 años ya hacen la relajación completa tanto en posición acostada (que en el vídeo aparece como «shavasana») como en posición de «flor de loto» sentados con las piernas cruzadas, espalda recta y manos apoyadas en las rodillas. Aunque yo les recomiendo para practicar en casa, la posición de acostados/as, suelen concentrarse mejor.

Esta meditación guiada es muy sencilla e invita a calmarnos, les animo a que la prueben 🙂

Un abrazo virtual

Érika

LA RELAJACIÓN

En psicomotricidad una parte importante de la sesión es la relajación. Desde los tres años el alumnado aprende técnicas de respiración y relajación.

En la sala trabajamos la relajación acostados, boca arriba con las manos colocadas en nuestra barriga para sentir cómo respiramos. Con cada inhalación nuestra barriga sube y con cada exhalación nuestra barriga baja, cogemos y soltamos el aire por la nariz (la boca la mantenemos cerrada igual que los ojos). Yo siempre les digo que «nuestra barriga es como un globo que se infla cuando coge aire y desinfla cuando lo soltamos», acompañado con una música relajante de fondo.

En estos momentos que estamos viviendo veo muy importante seguir con este momento de parar nuestras mentes y volver a la calma por ello, les invito no sólo a los niños/as sino a toda la familia hacer esta pequeña relajación. Para ello, les dejo un cuento muy bonito que explica muy bien cómo hacer la relajación y las distintas técnicas: la ola del mar, lanzar el cohete, la cobra y la grulla, el viento que deshace las nubes…

En cada uno de estos ejercicios encontraremos una clara explicación a través de las conversaciones que la madre y su pequeño tienen en el cuento. Él muestra que a veces tiene dificultad con algunos movimientos, la madre le ayuda con sus indicaciones, es muy fácil entender cómo se realiza cada uno de ellos.

Hoy en día no es difícil encontrarnos con niños nerviosos, con poca capacidad de relajación, de concentración (al igual que pasa con los adultos en muchas ocasiones). Por eso este libro es un recurso estupendo para aprender desde edades tempranas a relajarnos, a encontrar la calma y todo esto favorece a ser consciente de como nos sentimos, de lo que producen estas emociones en nuestro cuerpo y también de como controlarlas. Esto ayuda a evitar las rabietas, el miedo…

Un abrazo virtual

Érika