1. Introducción

Óleo de Amaranto Martínez de Escobar,

El óleo de Amaranto Martínez de Escobar, profesor del San Agustín, nos muestra un paisaje de Vegueta, desde la plazoleta del Puente hasta el risco de San Nicolás, en 1857.

En 1952 apareció un libro de José Pérez Vidal titulado Galdós en Canarias, que fue el primer intento de hacer una biografía de los casi veinte años que Don Benito vivió en Las Palmas (aún no se le había añadido ‘de Gran Canaria’).

En la primera página de este libro encontramos una cita de Leopoldo Alas, Clarín: «Soy de los que opinan que en la historia de los hombres la de su infancia y adolescencia importa mucho, sobre todo cuando se trata de artistas, los cuales casi siempre siguen teniendo mucho de niños y adolescentes […] y nada sabemos de la infancia ni de los primeros años de pubertad de Pérez Galdós».

Cincuenta años más tarde, en 2003, el Cabildo de Gran Canaria publicó La Tierra de Galdós, «una antológica de documentos sobre Galdós y Canarias», obra presentada por Yolanda Arencibia e introducida por las siguientes palabras del viejo Canciller López de Ayala: «La biografía de un personaje comienza mucho antes de la fecha de su nacimiento, ya que desde mucho antes comienzan a actuar las fuerzas secretas que han de influir sobre ellas».

Hoy, en 2020, el año del I CENTENARIO, nosotros vamos a seguir de la mano de ambos biógrafos para contextualizar este apartado de la biografía de Benito Pérez Galdós.