Jugamos en el patio

El recreo es el único espacio del centro donde se puede observar cómo actúa el alumnado de forma real. Es allí donde dispone de más libertad y donde se relaciona con sus  iguales, aflorando su personalidad y sus gustos. Por tanto, se convierte no solo en un espacio donde obtener interesante información sino en una fuente de conflictos y aprendizajes que debe ser aprovechada.

Es necesaria la incorporación al centro de un proyecto de patio que solucione los problemas, permita mejorar la convivencia, la inclusión del alumnado con necesidades  educativas especiales, mejore la organización de los patios y dote de más  recursos de ocio, aprendizaje y entretenimiento.

La finalidad última que persigue este proyecto en su conjunto es convertir el patio escolar en un espacio para la educación y la convivencia entre nuestro alumnado.