Logo del Gobierno de Canarias

El Gobierno mantuvo en enero la celeridad en el pago de las facturas que mostró el año 2020

El período medio de pago se situó en los 16,11 días, ligeramente por debajo del dato registrado durante el mínimo período del ejercicio pasado

El vicepresidente y consejero de Hacienda, Román Rodríguez, destaca la importancia de pagar siempre en tiempo y forma a los proveedores, pero más aún en las actuales circunstancias

El Gobierno de Canarias pagó a sus proveedores el pasado mes de enero en un plazo medio de 16,11 días, de acuerdo con los datos recién publicados por la Intervención General de la Comunidad Autónoma. De este modo, Canarias mantiene los buenos datos del ejercicio 2020, en el que se situó en el grupo de cabeza entre las comunidades autónomas más eficientes a la hora de hacer frente a sus facturas.

Canarias ha empezado el año 2021 de manera muy similar a como lo hizo el ejercicio anterior, puesto que en enero de 2020 el período medio de pago a proveedores se situó en los 16,27 días.

El vicepresidente y consejero de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos, Román Rodríguez, explicó hoy que el Gobierno ha cumplido escrupulosamente durante cada uno de los meses del actual mandato el denominado Periodo Medio de Pago, cuyo tope está establecido legamente en los 30 días.

Es más, Canarias logró cerrar el año 2020 con un promedio de 22,9 días, “lo que da idea de la eficiencia de la administración autonómica a la hora de gestionar sus procedimientos y, sobre todo, del compromiso con los proveedores, más importante si cabe en los momentos que estamos viviendo”, consideró Rodríguez.

El vicepresidente explicó que, en las actuales circunstancias, las contrataciones con el sector público son una garantía para las empresas, puesto que les confieren certeza en una época de enormes incertidumbres y, sobre todo, liquidez en sus cuentas.

En relación al balance del año pasado, abril, junio y julio fueron los meses con un período medio de pago más corto (14,7; 14,3 y 14,8 días, respectivamente), mientras que octubre, noviembre y diciembre registraron los más altos, con 23,1; 24,4 y 22,9, respectivamente.

Rodríguez recordó que estos datos son aún más relevantes si se tiene en cuenta la anomalía con la que la Administración tuvo que trabajar durante el confinamiento, algo que, finalmente, no provocó retrasos en el pago de las facturas.

El Período Medio de Pago constituye un concepto especialmente importante en la contabilidad de las administraciones públicas, no solo por su propio objeto, sino porque es uno de los criterios cuyo cumplimiento se exige en la Ley de Estabilidad Presupuestaria, so pena de aplicarse por el Estado medidas de corrección.

Precisamente, el apartado 6 del artículo 13 de la Ley Orgánica 2/2012, de 27 de abril, de estabilidad presupuestaria y sostenibilidad financiera, introducido por la Ley Orgánica 9/2013, de 20 de diciembre, de control de la deuda comercial en el sector público, establece que las Administraciones Públicas deberán publicar su período medio de pago a proveedores.

El hecho de que se hayan suspendido las reglas fiscales no implica lo mismo en relación a las  obligaciones que tienen las administraciones públicas con terceros, y, concretamente, con los proveedores. Los plazos para atender la deuda comercial están fijados en la Ley 3/2004, de 29 de diciembre, por la que se establecen medidas de lucha contra la morosidad en las operaciones comerciales, y deben cumplirse por las administraciones públicas.

Esta información está disponible en   http://www.gobiernodecanarias.org/hacienda/intervencion/servicios/informes_plazos_pago/

 

El Parlamento convalida el decreto-ley de moratoria fiscal aprobado por el Gobierno

El vicepresidente, Román Rodríguez, recuerda que el aplazamiento de las deudas tributarias inyectará 240 millones de euros a la economía canaria

El Parlamento de Canarias convalidó hoy por unanimidad el decreto-ley aprobado por el Gobierno el pasado 28 de enero por el que se estableció una moratoria fiscal en el Archipiélago para determinadas obligaciones tributarias, que permitirá una inyección de liquidez de, al menos, 240 millones de euros a pymes y autónomos.

El vicepresidente y consejero de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos, Román Rodríguez, explicó que la moratoria incluye tres grandes apartados. Uno de ellos consiste en el aplazamiento del pago ordinario del IGIC y del AIEM correspondiente al primer trimestre de este año, que se podrá abonar el próximo 20 de octubre, con independencia de que, llegada esa fecha, se podrá solicitar el fraccionamiento del pago. El segundo bloque permite la ampliación en seis meses de los pagos aplazados o fraccionados. En ninguno de los dos casos anteriores se pagarán intereses. El último de los grandes bloques permitirá el aplazamiento de deudas tributarias que se encuentran en vía ejecutiva.

Rodríguez recordó que esta es la segunda moratoria fiscal aprobada por el Gobierno para paliar las consecuencias de la crisis económica provocada por la pandemia del Covid-19 y que el Ejecutivo cubrirá esos 240 millones de euros que costará la medida con una póliza de crédito de 300 millones de euros para no detraer recursos de gasto corriente del presupuesto ordinario ni de las corporaciones locales, pese a que son beneficiarias del 58% de la recaudación por IGIC y AIEM.

El vicepresidente enmarcó este decreto-ley en el paquete de medidas que ha adoptado el Ejecutivo para combatir la crisis económica y que se complementará en breve con la convocatoria de 165 millones de euros en subvenciones para el sector turístico, pymes y autónomos.

La moratoria permitirá también que las empresas puedan estar al corriente de sus obligaciones con la Agencia Tributaria canaria, lo cual constituye un requisito necesario para aspirar a las ayudas directas a fondo perdido que el Gobierno de Canarias distribuirá entre el sector turístico y las pymes y autónomos más afectados por la crisis.

Tanto el aplazamiento del pago de tributos como las ayudas directas se sitúan notablemente por encima de la media de las disposiciones adoptadas por las administraciones públicas en España.

Rodríguez: “En condiciones extremas, hemos logrado mejorar la ejecución presupuestaria de otros gobiernos”

El vicepresidente canario recuerda que los fondos extra que llegaron a las arcas de la Comunidad el segundo semestre de 2020 se utilizarán este año

El Gobierno gastó 8.415 millones de euros, unos 1.200 millones más que en 2018,  el último ejercicio económico desarrollado en completa normalidad

El vicepresidente canario y consejero de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos, Román Rodríguez, defendió hoy la ejecución de los Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma de 2020, que alcanzó un nivel del 95,03 por ciento del gasto no financiero sobre la totalidad de fondos percibidos a final de año. Este porcentaje asciende al 104,3 por ciento con respecto a las cantidades presupuestadas inicialmente. “En condiciones de extrema dificultad, con menos tiempo de actividad administrativa y más recursos, hemos logrado mejorar la ejecución presupuestaria de anteriores gobiernos, por ejemplo, con 1.200 millones ejecutados más que en 2018, un año de normalidad”, dijo.

Rodríguez, que compareció hoy en la Cámara para explicar el balance presupuestario de 2020, recordó que el Ejecutivo no solo ejecutó la totalidad de las cantidades presupuestadas inicialmente, sino también la mitad de los fondos que llegaron a Canarias a lo largo de todo el ejercicio (788,3 millones de euros), con la particularidad de buena parte de estos recursos se transfirieron a la Comunidad Autónoma durante el segundo semestre del año, con la imposibilidad de ejecutarlos durante ese mismo año.

En cualquier caso, el vicepresidente aseguró que los 400 millones de euros inejecutados no se perderán, sino que se incorporarán a los remanentes de tesorería, lo que permitirá gastarlos durante el presente ejercicio al estar suspendidas las reglas fiscales.

Rodríguez agradeció el trabajo de los centros directivos de los departamentos autonómicos y de los empleados públicos, que han permitido a la Comunidad Autónoma alcanzar un nivel de ejecución presupuestaria “no solo a la altura, sino superior a ejercicios desarrollados en condiciones normales”.

En este sentido, el vicepresidente recordó que la pandemia provocó la paralización de la actividad administrativa durante trece semanas y que, a pesar de este inconveniente y otros asociados al Covid-19, se ha conseguido dar una respuesta adecuada a las necesidades ciudadanas.

Rodríguez advirtió que los datos aportados son provisionales, en tanto la Intervención General de la Comunidad Autónoma realice la Cuenta General, a mediados de año, pero que es probable que mejore la ejecución, como suele ocurrir.

Propuesta de actuación para el React-EU

El vicepresidente también insistió, tal y como ya hiciera la semana pasada en comisión parlamentaria, en que el Gobierno de Canarias tiene avanzada la propuesta que remitirá al Estado con el desglose sectorial de los fondos React-EU que se ejecutarán en las Islas: 630 millones de euros.

De esta cantidad, según dijo Rodríguez, 345 millones se destinarán a proyectos en materia de sanidad, educación, cultura, servicios sociales, empleo, formación, seguridad y emergencias. Los otros 265 millones se invertirán en el sector turístico (80 millones), en las ayudas a pymes y autónomos (180 millones) y en I+D (5 millones). Los 20 millones restantes hasta completar la cuantía total se reservan para la asistencia técnica de los proyectos.

El vicepresidente explicó que, una vez remitida la propuesta canaria al Gobierno central, será este a su vez quien la traslade a la Comisión Europea para su aprobación definitiva.

Rodríguez calificó de “justo” el reparto de estos fondos entre los diferentes territorios del Estado, no solo porque son coherentes con la situación económica que ha provocado el coronavirus en Canarias, sino porque también han incorporado el criterio de “ultraperificidad”.

“Ya nos gustaría que se siguieran los mismos criterios para el reparto del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia, del que aún no se han concretado sus detalles, más allá de cantidades globales”, dijo.

 

 

El Gobierno ejecutó el 95,03% del Presupuesto autonómico de 2020

El Ejecutivo mejoró los niveles de años anteriores aun cuando tuvo que gestionar 788,3 millones de euros más de los consignados, por lo que la ejecución respecto al presupuesto inicial llegó al 104,3%

Rodríguez subraya que el Gobierno ha dado la talla en el momento de mayores necesidades ciudadanas, pero también de peores condiciones administrativas, dadas las limitaciones derivadas del Covid-19

La caída de la recaudación total fue de 557,6 millones de euros con respecto a los ingresos tributarios de 2019, de los que el Gobierno de Canarias perdió 350,7 millones, y las corporaciones locales 206,9 por el Bloque de Financiación

Las cantidades no ejecutadas no se perderán en ningún caso y se gastarán durante el año en curso

El Gobierno de Canarias ejecutó el 95,03% de los Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma de 2020 en operaciones no financieras, de acuerdo con los datos provisionales de la Consejería de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos sobre el cierre del ejercicio. La ejecución total, incluidas las operaciones financieras, alcanzó el 96,61 por ciento. Este avance de datos está supeditado al cierre de la Cuenta General del año pasado que efectúa la Intervención General, dirigida por Natalia de Luis.

Este porcentaje supera los niveles de años precedentes, no solo de 2019, marcado por la convocatoria electoral y la consiguiente ralentización de los procedimientos de la Administración ante la llegada de nuevos responsables políticos, en el que se registró una ejecución del 92,34% en operaciones no financieras, sino también de 2018, el último ejercicio desarrollado en condiciones de normalidad, con un 94,99%.

Además, los datos de 2020 se han alcanzado en un año marcado por la pandemia Covid-19 en el que las administraciones públicas, debido al Estado de Alarma, vieron paralizada su actividad ordinaria durante un trimestre, desde el 14 de marzo al 21 de junio. La dimensión del esfuerzo de gestión queda reflejada con los datos de contratación: pese a que durante ese trimestre el número de contratos cayó en 25% respecto al mismo periodo de 2019, en el cómputo anual de 2020 se formalizó un 2,5 más de contratos que el año anterior.

El cierre previsto de 2020 es tanto más relevante en cuanto a las cantidades presupuestadas inicialmente se hubieron de añadir nuevos recursos no financieros por 788,3 millones, lo que, en puridad, sitúa la ejecución presupuestaria en un 104,3%, al haberse gastado 8.415 millones de euros, cuando el importe consignado inicialmente fue de 8.066 millones de euros.

Todos estos indicadores revelan el esfuerzo que ha debido realizar la Administración autonómica para responder a las necesidades ordinarias de la ciudadanía, pero también a las nuevas demandas provocadas por la irrupción del Covid-19.

En ese sentido, el vicepresidente canario y consejero de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos, Román Rodríguez, ha subrayado que el Gobierno ha dado la talla en el momento de mayor urgencia y en medio de grandes dificultades para la gestión administrativa, especialmente durante el confinamiento; pero también en los meses posteriores como consecuencia de la adaptación de la actividad laboral a las nuevas normas para combatir la pandemia, como el teletrabajo. En cualquier caso, subrayó, el dinero no ejecutado no se perderá, sino que se ejecutará durante el año en curso.

Caída de la recaudación

La gestión económico-financiera de la Comunidad Autónoma en 2020 ha tenido que desenvolverse en un escenario de obligado incremento del gasto público y, al mismo tiempo, de caída de los ingresos tributarios ante la paralización de la actividad económica.

A pesar de que el descenso de la recaudación ha sido menos acusado del que se estimó a mitad del ejercicio, Canarias cerró el año pasado con 557,6 millones de euros menos que el año 2019, lo que supone un decremento del 21,42 por ciento, de acuerdo con los datos provisionales aportados por la Agencia Tributaria Canaria, que dirige Raquel Peligero. De esa disminución, 200,9 millones corresponden a tributos cedidos y propios del Gobierno de Canarias, y 356,8 al Bloque de Financiación Canario (BFC), que se comparte con las corporaciones locales (cabildos y ayuntamientos), de tal modo que estas perdieron 206,9 millones y las arcas autonómicas 149,8. Por consiguiente, la pérdida de ingresos tributarios de la Comunidad Autónoma fue de 350,7 millones respecto a lo presupuestado y el de las corporaciones locales por la vía BFC, de 206,9 millones de euros.

La magnitud de la crisis se pone de manifiesto si se compara la previsión inicial recogida en los Presupuestos del año 2020, elaborados antes de la irrupción del Covid-19 y, por tanto, en un contexto económico de crecimiento sostenido, con la recaudación final.

Desde aquí puede consultar los datos principales del avance del cierre presupuestario: Cierre presupuestario 2020-L

Más del 65% de los canarios está de acuerdo con las medidas adoptadas en las Islas contra el Covid-19

Un estudio del Istac revela un alto grado de confianza en la gestión de la crisis por parte de las instituciones

Los sanitarios, expertos y científicos, Ejército y Policía son los colectivos que reflejan mejores datos

La última Encuesta de Hábitos y Confianza Socioeconómica elaborada por el Instituto Canario de Estadística (Istac), organismo dependiente de la Consejería de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos, revela que más del 65% de los residentes canarios está de acuerdo o muy de acuerdo con las medidas adoptadas por parte de las instituciones para controlar la transmisión del virus en los lugares y espacios públicos en los que se aplican.

El estudio, correspondiente al cuarto trimestre de 2020 y dirigido a la población residente en Canarias, también refleja un alto grado de confianza en la gestión de la pandemia por parte de los colectivos formados por los sanitarios, expertos y científicos, Ejército y Policía, superando todos ellos el 50% entre “bastante” y “mucha confianza” y llegando al 71% en el caso de los sanitarios.

Las medidas que tienen mayor aceptación por parte de la población son el lavado regular de manos, el respeto de la distancia social y la mascarilla, todas con un porcentaje igual o mayor al 90% de acuerdo o muy de acuerdo, mientras que las que tienen mayores porcentajes de personas que han manifestado su desacuerdo son la limitación del horario de apertura de establecimientos de ocio y restauración, con un 19%, y el confinamiento de un barrio o ciudad con un 14%.

Por otro lado, un 30% de los residentes alegan tener confianza positiva en las instituciones políticas como ayuntamientos, Gobierno de Canarias, Cabildo y Gobierno de España.
También se ha preguntado sobre el grado de confianza que se tiene sobre los datos que aportan Gobierno de Canarias y España. El 34% de los residentes dan bastante o mucha confianza a la información que aporta la Comunidad Autónoma, frente al 22% en el caso de los datos que ofrece el Estado.

Principales problemas percibidos

El estudio ha indagado sobre los principales problemas percibidos por los residentes, que sitúan el paro (59% de la población), como la primera de las preocupaciones, seguido de la pandemia (27,5%) y la inmigración (25,3%). Otros problemas también importantes son la situación económica actual (18,9%) y los relacionados con el turismo (16,3%).

La gran mayoría de las personas mayores de 18 años afirman estar preocupados por la situación que ha generado la pandemia. De hecho, prácticamente la mitad (46,8%) están muy preocupadas y un 38,8 % bastante preocupadas.

Con respecto a la posibilidad de que la pandemia tenga una serie de consecuencias determinadas sobre el hogar, el ítem que más preocupa es la disminución de gastos de bolsillo. Siguen por orden contagiarse del virus, perder o cesar en el empleo, disminuir gastos de alimentación, retrasar el pago de la hipoteca o alquiler y, por último, retrasar pagos de recibos.

Tiempo para recuperar la normalidad

Para finalizar, se ha estudiado la opinión sobre el tiempo que consideran que necesitará Canarias para recuperar una vida parecida a la que teníamos antes de la pandemia, pensando en los efectos tanto sanitarios como económicos.

El 56% opina que la recuperación se hará entre uno y tres años y un 22% que tardará entre cuatro y ocho años. Por otro lado, el 5% estima que se tardará más de 8 años y un 4% piensa que nunca lo conseguiremos.

La encuesta se puede consultar íntegramente en http://www.gobiernodecanarias.org/istac/jaxi-istac/menu.do?uripub=urn:uuid:6fc1737b-027f-44cc-a74c-f4e63518ae31

Hacienda habilita el crédito de 165 millones para las ayudas directas a pymes, autónomos y sector turístico

El vicepresidente y consejero del área, Román Rodríguez, adelanta que el Gobierno prepara un decreto-ley que permitirá también futuras convocatorias

El vicepresidente del Gobierno y consejero de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos, Román Rodríguez, adelantó hoy que su departamento ya ha generado el crédito de 165 millones de euros para la concesión de ayudas directas a las pymes, autónomos y sector turístico afectados por la crisis económica, que el Gobierno aprobará, previsiblemente, este jueves.

Durante la comisión de Presupuestos y Hacienda del Parlamento de Canarias, Rodríguez explicó que la generación del crédito es el paso previo a la convocatoria de unas ayudas que el Ejecutivo tramitará como decreto-ley, de modo que se agilicen los procedimientos administrativos sin incumplir, por ello, la normativa vigente en la materia.

El vicepresidente subrayó que estos 165 millones de euros constituyen unos recursos adicionales a los consignados en los Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma y que serán endosados al programa React-EU “siguiendo el mismo proceso que rige para los fondos europeos”.

Precisamente, este programa es una reprogramación de los fondos estructurales y del Fondo Social Europeo para el período 2014-2020 no gastados, por el que Canarias recibirá ahora 630 millones de euros, es decir el 6,3 por ciento de los 10.000 millones que el Gobierno de España ha distribuido entre las comunidades autónomas.

Rodriguez precisó que de los 630 millones de euros que corresponden a las Islas, 350 millones irán destinados a gasto en sanidad, educación, cultura, protección social, empleo, seguridad y emergencia, mientras que 180 millones se destinarán a ayudas directas a los sectores más afectados por la crisis y otros 80 millones de euros a un programa de apoyo para el sector turístico para infraestructuras y conectividad, principalmente. El dinero restante hasta completar la totalidad de la asignación se destinará a I+D+i y a la propia asistencia técnica del programa.

“Estamos trabajando en el diseño de las propuestas que elevaremos al Gobierno de España y que este, a su vez, deberá remitir a Bruselas”, dijo el vicepresidente, quien añadió que “otra cosa es el Mecanismo de Recuperación y Resiliencia, del que aún hay muchas incógnitas sobre su tramitación”.

Además, a este último programa se añadirán en los próximos años los fondos del marco presupuestario plurianual 21-27, en el que Canarias ha quedado también bien parada.

A este respecto, el vicepresidente volvió a insistir en el enorme volumen de deuda pública generada por el Gobierno de España -140.000 millones de euros entre los años 20 y 21- para sanidad, educación, ERTE, ayudas a autónomos, el Ingreso Mínimo Vital o el fondo Covid para las comunidades autónomas. Todo ello permite enfrentar la presente crisis económica de manera muy diferente a la anterior, marcada por los recortes del gasto público y el deterioro del estado del bienestar.

“Entre fondos ordinarios y extraordinarios del Gobierno de Canarias, del Gobierno de España y de la Unión Europea, dispondremos de recursos importantes para mitigar los efectos de la crisis y para acometer programas transformadores y renovadores para el Archipiélago, si somos capaces de incardinarlos adecuadamente en el Plan Reactiva”, dijo Rodríguez.

Más ayudas

En relación con las ayudas anunciadas por el Gobierno de Canarias a finales de enero, Rodríguez recordó que, además de los 165 millones de euros en ayudas directas, el departamento de Hacienda deslizará 240 millones de euros a las pymes y autónomos con el aplazamiento de deudas tributarias, ya en vigor tras la aprobación del Decreto Ley de Medidas Excepcionales para facilitar el pago de deudas tributarias, anunciado el 22 de enero y publicado el 29, solo una semana después.

El vicepresidente insistió en que estas ayudas tienen carácter paliativo, porque no acabarán con las dificultades actuales, “algo que solo sucederá cuando consigamos la inmunidad generalizada contra el virus”.

Desde esa perspectiva, Rodríguez explicó que el decreto-ley que prepara el Ejecutivo permitirá también futuras convocatorias públicas de ayudas, “algo que me temo tendremos que hacer si persiste la actual situación”, señaló.

En cualquier caso, el vicepresidente echó en falta un programa ambicioso de ayudas directas por parte del Gobierno de España, especialmente para el sector turístico, uno de los más afectados por las restricciones a la movilidad.

Hacienda convoca cinco becas de formación en asuntos europeos

El importe total de las ayudas asciende a 100.000 euros y sufragarán estudios de posgrado en centros europeos y prácticas en la Delegación del Gobierno de Canarias en Bruselas

El plazo de presentación de solicitudes permanecerá abierto hasta el 1 de marzo

La Consejería de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos del Gobierno de Canarias ha convocado cinco becas de formación en asuntos europeos, tres de ellas para cursar estudios de postgrado y dos para la realización de prácticas en la Delegación del Gobierno de Canarias en Bruselas. La cuantía total de las ayudas, cuya convocatoria se publicó el pasado 5 de febrero en el Boletín Oficial de Canarias, es de 100.000 euros.

Por lo que respecta a las becas de formación, una de ellas incluye una asignación de 27.000 euros para la financiación de estudios de posgrado en el centro College of Europe, en cualquiera de sus sedes, Brujas o Natolín, y dos becas de 15.500 euros cada una para estudios de posgrado en cualquier otro centro europeo fuera de España, cursados en inglés y/o francés. En caso de que ninguna persona candidata sea admitida en el College of Europe, se concederán tres becas de 19.333 euros cada una.

Los estudios de posgrado que podrán realizarse con cargo a estas becas deberán versar sobre asuntos europeos, en los ámbitos jurídico, económico o institucional y tendrán que ser cursados de forma presencial en universidades e instituciones académicas oficiales u homologadas ubicadas fuera del territorio nacional y dentro de la Unión Europea. Además, deberán tener su carga lectiva mayoritariamente en inglés o francés, o en ambos idiomas.

Los estudios deberán contar con un número de créditos ECTS entre los 60 y 120, impartidos entre

36 y 40 semanas por curso académico, con un máximo de dos cursos académicos.  La Dirección General de Asuntos Europeos, como órgano instructor, deberá validar la propuesta de estudios, con carácter previo a la formalización de la matrícula, para comprobar que cumple con estos requisitos.

En relación a las prácticas en la Delegación del Gobierno de Canarias en Bruselas, éstas se desarrollarán durante un año. Cada una de las dos becas convocadas está dotada con 21.000 euros. Esta formación práctica implicará el desplazamiento efectivo de la persona beneficiaria al lugar de destino, debiendo incorporarse en el plazo que se le indique, y supondrá el sometimiento a las instrucciones de la persona titular de la Delegación. Durante las prácticas, la persona beneficiaria llevará a cabo las tareas que se le asignen, lo que implicará el desarrollo de actuaciones tanto en español como en francés e inglés.

Las personas solicitantes deberán ser nacionales de un Estado miembro de la Unión Europea y tener fijada la residencia en el Archipiélago Canario, al menos durante los cuatro años inmediatamente anteriores. Además, deben estar en posesión de un título universitario correspondiente a un título de grado o equivalente, oficial u homologado por el Ministerio competente en materia de educación, obtenido en los cinco años inmediatamente anteriores.

El plazo para la presentación de las solicitudes, que se abrió hoy mismo, se prolongará hasta el 1 de marzo. La inscripción se realizará exclusivamente a través de la sede electrónica del Gobierno de Canarias, debiendo acceder concretamente a través del siguiente enlace: https://sede.gobcan.es/sede/tramites/6712.

Más información en la web de la Dirección General de Asuntos Europeos: https://www.gobiernodecanarias.org/asuntoseuropeos/becas/

Román Rodríguez respalda la oportunidad y objetivos de la iniciativa “Canarias importa”

El vicepresidente se reunió hoy con el equipo presidencial del Consejo Social de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, que auspicia este proyecto para conformar un nuevo modelo de desarrollo en el Archipiélago

El vicepresidente canario y consejero de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos, Román Rodríguez, expresó hoy el respaldo del Ejecutivo a la oportunidad y objetivos de la iniciativa “Canarias importa”, que lidera el Consejo Social de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC) para crear un nuevo modelo de desarrollo en las Islas.

Rodríguez recibió hoy al equipo presidencial del Consejo Social, encabezado por su titular, Jesús León Lima, y al rector honorario de este centro académico superior, Francisco Rubio Royo, quienes presentaron al vicepresidente los detalles de un proyecto en el que participa también la iniciativa privada.

Tras el encuentro, Rodríguez explicó que la propuesta entronca perfectamente con los grandes objetivos de sostenibilidad y digitalización que persigue la Unión Europea y el Gobierno de España para la distribución de los fondos de reconstrucción, así como con los contenidos del Plan Reactiva diseñado en Canarias.

“Se trata de una propuesta interesante, de la que vamos a facilitar la máxima difusión posible”, dijo el vicepresidente, quien destacó el protagonismo del Consejo Social de la ULPGC como actor social en Canarias “concitando una propuesta renovadora a partir del sistema turístico del Archipiélago y en la que van de la mano la propia Universidad y el sector privado”.

En este sentido, Rodríguez insistió en la importancia de que las universidades canarias estén comprometidas activamente en el desarrollo social, económico y científico del Archipiélago y ocupen una posición central en el debate de las cuestiones de actualidad.

La propuesta “Canarias importa” pretende crear un nuevo modelo de desarrollo para Canarias, basado en la sinergia de un triple ecosistema sostenible (verde, azul y naranja), que simboliza la citada transformación en los principios de integración, diversificación y equidad.

El modelo preconizado no se basa solo en elementos tangibles, sino también en intangibles y minimizando los consumos de recursos escasos.

Se propone un modelo basado en dar respuesta a las necesidades en el corto, medio y largo plazo, para lo que se ha diseñado sendas propuestas de acción. Para el “largo plazo”, un mapa de interconexión de acciones input-output, que sirva de herramienta inteligente, virtuosa y expansiva para la toma de decisiones de acción; para el ‘medio plazo’, un manual de orquestación basado en diez programas con treinta incentivos, que sirva de integrador y conector de las iniciativas de las diferentes instituciones, con el fin de optimizar y expandir los recursos aplicados, y para el ‘corto plazo’, un conjunto de diez acciones piloto que permita comenzar el cambio, integrado en un programa “paraguas” bajo el nombre de Senior Resort School & Lab, para conectar todas las iniciativas de manera virtuosa y aprovecharse de la fuerza del turismo para incentivar el cambio de modelo. Finalmente, se propone una estructura de gobernanza para implantar el cambio: el Centro Nervioso Viable, que permitirá, realmente, pasar de la teoría a la acción.

Los programas y acciones seleccionados por “Canarias Importa”  responden a cinco criterios: priorizar los de mayor potencial multiplicador; buscar equilibrio entre diversificación del sistema productivo, impulso de sectores emergentes y evolución de sectores existentes, con potencial y capacidad de mejora; seleccionar los que a priori puedan tener un impacto económico social y ambiental equilibrado; buscar un equilibrio entre las tres categorías de elementos que considera Canarias Importa y facilitar el equilibrio dinámico y estable entre tres escenarios posibles para Canarias: corto plazo  (2020),  medio plazo  (2025) y largo plazo  (2030 y años posteriores).

“Canarias Importa” se ocupa del segundo y tercero de estos escenarios, su corto plazo es 2023, por lo que hay que tender puentes entre 2020 y 2023 y especialmente hacerlo en el primer paso a dar, relacionado con el turismo inteligente.

El Índice de Confianza del Consumidor cae 31,9 puntos debido al Covid-19

Los datos correspondientes al cuarto trimestre de 2020 sitúan el ICC en 45,7 puntos

La confianza bajó en todas las comarcas

El Instituto Canario de Estadística (Istac), organismo dependiente de la Consejería de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos, ha publicado los datos del Índice de Confianza del Consumidor (ICC) correspondientes al cuarto trimestre de 2020 que se sitúan en 45,7 puntos, lo que supone una bajada de 31,9 puntos con respecto al mismo trimestre del año anterior debido a la situación generada por el Covid-19.

La estadística revela una tasa de variación interanual de -41,2%. En términos comparativos con el segundo trimestre de 2020, momento del confinamiento, el Índice de Confianza del cuarto trimestre bajó en un solo punto. Si bien el Índice de Situación Actual ha empeorado en 10,8 puntos, se ha producido una mejoría de 8,9 puntos en el Índice de Expectativas.

En función del territorio, el ICC bajó en todas las comarcas. En concreto, el dato más bajo oscila en el área metropolitana de Tenerife-Sur (41,5) y el dato más alto en Fuerteventura (53,0). El Índice de Situación Actual es mayor en El Hierro (42,3) y menor en Tenerife-Sur (24), mientras que el Índice de Expectativas da la mayor puntuación en Fuerteventura (75,8) y la menor en El Hierro (50,6).

Los mayores decrementos se producen en Tenerife Sur (-48,8%) y La Gomera (-48%). Si tenemos en cuenta el Índice de Situación Actual, las mayores bajadas se producen en las comarcas sur de las islas mayores, Tenerife Sur bajó un 67,4% y Gran Canaria Sur un 64,2%.

Por sexo y ocupación

El índice ICC se sitúa en 48,2 puntos para los hombres y 43,2 puntos para las mujeres, presentando en ambos casos tasas de variación interanual negativas con mayor decremento en el caso de las mujeres, -43,4% frente al -38,9% en caso de hombres. Con respecto a la ocupación de la persona principal del núcleo familiar, el índice ICC varía poco.

Según la relación con la actividad

Si comparamos con el mismo trimestre del año anterior, el índice ICC presenta bajadas en las personas con ocupación, paradas e inactivas. El índice ICC de las personas con ocupación es de 46,6 puntos, subiendo a 50,3 en el caso de personas paradas y bajando a 43,0 para los inactivos. En concreto, la tasa de variación interanual en las personas ocupadas es del -43,8%, -38,3% en las inactivas y -36,3% en las personas en paro».

Dificultad para llegar a fin de mes

El 37,8% de las personas mayores de 18 años en Canarias afirma llegar con dificultad o mucha dificultad a fin de mes y un 32,5% con cierta dificultad, mientras que un 28,1% asegura llegar con cierta facilidad o mucha facilidad.

Si comparamos con el mismo trimestre del año anterior la situación ha empeorado, ya que en aquel momento era el 34,1% los que afirmaban llegar a fin de mes con cierta facilidad.

Los mayores porcentajes de personas que afirman llegar bien a fin de mes se dan en La Gomera (34,5%), Tenerife-Área Metropolitana (33,3%) y Gran Canaria-Área Metropolitana (32,2%). En Tenerife-Sur, Fuerteventura y Gran Canaria-Sur estos porcentajes son los menores, con un 17,2%, 21,4 y 22,9%, respectivamente.

Toda la información está en www.gobiernodecanarias.org/istac/.content/noticias/indicadores-confianza-consumidor-canarias-noticia.html

 

El Parlamento convalida el decreto ley para la renovación del AIEM y evita el trámite de una ley específica

Román Rodríguez subraya la unanimidad política alcanzada para proteger al sector primario y la industria canarios frente a la producción foránea, gracias al fuero recogido en el REF

El Arbitrio estará vigente hasta el 31 de diciembre de 2027, si bien se realizará una evaluación intermedia el año 2025

El vicepresidente del Gobierno de Canarias y consejero de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos, Román Rodríguez, se felicitó hoy por la convalidación unánime en el Parlamento del decreto-ley aprobado por el Ejecutivo el pasado 23 de diciembre sobre el Arbitrio sobre Importaciones y Entrega de Mercancías en Canarias (AIEM). La decisión de la Cámara evita también la tramitación de una ley específica al respecto y da completa virtualidad a la renovación del impuesto hasta 2027, sin perjuicio de las revisiones legalmente previstas, como herramienta de protección de la producción local recogido en el Régimen Económico y Fiscal (REF).

Rodríguez detalló en su intervención los principales hitos del expediente, que fue iniciado en el año 2018 por el anterior Gobierno de Canarias, y destacó la amplísima participación de los sectores implicados durante su tramitación.

El vicepresidente valoró el trabajo efectuado por los equipos técnicos del Gobierno de Canarias durante todo el proceso y agradeció la colaboración no solo de los agentes sectoriales sino también de los grupos parlamentarios para convalidar el AIEM.

En este sentido, Rodríguez subrayó que los partidos políticos han entendido que el respaldo a la propuesta de renovación por parte del Gobierno de España, de la Comisión Europea, del Parlamento Europeo y del Consejo de Ministros de la UE garantiza la total seguridad jurídica del Arbitrio, lo que unido a la convalidación del decreto ley evita mayores trámites políticos.

El vicepresidente indicó que la renovación del AIEM hasta el año 2027 permite la protección de los sectores primario (agricultura, ganadería y pesca) e industrial de Canarias frente a las producciones foráneas, con la aplicación de aranceles a productos de importación, y un avance hacia el autoabastecimiento. Una protección amparada en el fuero excepcional del REF, consolidado en el Derecho español y comunitario frente al mercado único de la UE

El Arbitrio mantendrá su vigencia hasta el 31 de diciembre de 2027, si bien habrá que presentar un informe intermedio sobre su aplicación por las autoridades españolas antes del 30 de septiembre de 2025.

El Gobierno de Canarias inició el proceso de renovación a finales de 2018, con el lanzamiento de las primeras consultas a los operadores económicos de Canarias. Se formalizó con la adopción de la petición de renovación por el Gobierno de Canarias el 21 de mayo de 2020 dirigida al Gobierno de España y con la propuesta formal de la Comisión Europea el pasado 4 de agosto.

Con posterioridad, el documento fue remitido al Parlamento Europeo, quien se pronunció al respecto el 6 de octubre, para elevarse a la consideración final del Consejo de Ministros de la UE, que aprobó la Decisión el 16 de noviembre.

Entretanto, el Gobierno de Canarias había iniciado con antelación y de forma paralela la elaboración del anteproyecto de ley, lo que permitió que el 26 de noviembre, solo diez días más tarde del último hito, tomara en consideración y solicitara, con carácter de urgencia, dictamen del Consejo Consultivo de Canarias sobre el Proyecto de Ley de modificación de la Ley 4/2014, de 26 de junio, por el que se cambia la regulación del arbitrio sobre importaciones y entregas de mercancías en las islas Canarias, que estará en vigor desde 2021 a 2027.