Logo del Gobierno de Canarias
Descargar como PDF

La Consejería destina 16 millones de euros a solventar los puntos negros de tráfico de la GC-1 a su paso por Telde

El consejero Sebastián Franquis acuerda con el Cabildo de Gran Canaria, el Ayuntamiento de Telde y la DGT la creación de una mesa técnica que se reunirá periódicamente para analizar e implantar las medidas correctoras necesarias para evitar los atascos en la autovía a la altura de dicho municipio

El Gobierno de Canarias va a impulsar la licitación a corto plazo de la redacción de un proyecto global para mejorar las entradas y salidas al municipio y la implantación de un cuarto carril de servicio en el tramo de la GC-1 desde Jinámar a La Mareta

El consejero de Obras Públicas, Transportes y Vivienda del Gobierno de Canarias, Sebastián Franquis, anunció hoy que el Ejecutivo regional va a afrontar con recursos del Convenio de Carreteras las actuaciones de mejora a acometer en la autovía GC-1 a su paso por el municipio de Telde, en Gran Canaria, con la finalidad de acabar con los atascos que se producen en dicha vía de interés regional en las horas punta o cada vez que se produce un accidente. El consejero aseguró que el Gobierno de Canarias destinará una cantidad aproximada a los 16 millones de euros a ejecutar el proyecto que sea redactado finalmente por los técnicos para solventar estas incidencias.

Franquis ha hecho estas manifestaciones tras celebrar una reunión de trabajo con el vicepresidente y consejero de Obras Públicas del Cabildo de Gran Canaria, Miguel Ángel Pérez, con el alcalde de Telde, Héctor Suárez, la responsable de la Jefatura Provincial de Trabajo (DGT), Eva Canitrot y varios técnicos de las instituciones citadas. Durante el encuentro se acordó también la creación de una mesa técnica para la GC-1 que se reunirá periódicamente para analizar e implantar las medidas correctoras necesarias que eviten los atascos en esta vía.

“La reunión de hoy ha servido para constatar que tenemos que tomar medidas de forma consensuada entre todas las administraciones ante la situación de una vía crítica por su alta capacidad como es la GC-1”, señaló Franquis, “al margen del incidente del derrumbe que sufrió esta vía hace un mes y que el Cabildo solventó de manera eficiente, ya habíamos anunciado que una de las primeras medidas que íbamos a tomar era crear una comisión técnica y política para empezar a analizar en profundidad la situación de la carretera y actuar de manera coordinada, que es lo que hemos hecho ahora”.

La segunda medida que anunció el consejero que se acordó hoy es establecer el ámbito de actuación en la GC-1 en el tramo comprendido entre Piedra Santa (Potabilizadora) y el barrio teldense de Las Huesas. Además, se acordó unificar en un único proyecto los seis anteproyectos que el Cabildo ya tenía planteados para esta carretera y unirlo a un estudio de mejora de la capacidad de la GC-1 que también había encargado la Consejería regional para implantar un cuarto carril de servicio en ambos sentidos entre Jinámar y la zona comercial de La Mareta. La finalidad de esta unificación es la de encargar a corto plazo, por parte del Gobierno canario, la licitación de la redacción de un proyecto integral que aporte las soluciones necesarias en la autovía a su paso por Telde, tramo que concentra habitualmente las mayores retenciones que se registran en la GC-1.

“Toda la planificación que vaya saliendo de estas mesas técnicas hay que transformarlo en un proyecto de ejecución para que podamos llevar a cabo finalmente la adjudicación de la obra lo antes posible. Tendrá que ser un proyecto integral que no solo afecte a los accesos de la GC-1, también a mejorar los carriles de servicio hacia el municipio y hacia los enlaces a las zonas comerciales”, puntualizó Franquis.

El consejero advirtió que la tramitación de los proyectos y la posterior licitación y adjudicación de las obras conllevará un periodo de al menos dos años y por eso anunció que, hasta entonces, se tomarán medidas de gestión y explotación de la GC-1 a través de la DGT. Se prevé que esas medidas se apliquen especialmente en las horas puntas y consistirá en habilitar señalética y paneles informativos con los que trasladar mucha información a la ciudadanía para que los conductores sepan cuáles son las vías o los momentos más apropiados para circular por ellos y evitar los atascos.

Etiquetas