Logo del Gobierno de Canarias
Descargar como PDF

Sanidad garantiza la prestación del servicio de Urgencias en el Hospital Nuestra Señora de los Reyes

Hierro

La Gerencia de Servicios Sanitarios adopta medidas para actuar ante posibles casos de coronavirus y preservar la calidad asistencial en El Hierro

El Hospital Nuestra Señora de los Reyes, centro adscrito a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, continúa garantizando la prestación de sus diferentes servicios ante la situación de pandemia por coronavirus COVID-19.

En la actualidad, el número de facultativos de Urgencias en el centro hospitalario de El Hierro, si bien se ha visto reducido por circunstancias ajenas a la voluntad de la Gerencia de Servicios Sanitarios, continúa siendo suficiente. En cualquier caso, y con la intención de reforzar el servicio, se han puesto en marcha diversas acciones para revertir la situación.

Los cambios organizativos llevados a cabo para atender a las urgencias no han conllevado tener que recurrir a no especialistas, contando en cualquier caso con la colaboración de médicos de otras áreas que han mostrado su disposición a trabajar en urgencias sin abandonar su puesto. Además, y aunque la Orden Ministerial SND/232/2020, de 15 de marzo, permite hacer uso de trabajadores recién graduados, ningún profesional en esa circunstancia ha prestado sus servicios en el Hospital Nuestra Señora de los Reyes.

Medidas coronavirus

Por otro lado, y al amparo del Real Decreto 463/2020, la Gerencia de Servicios Sanitarios del Área de Salud de El Hierro ha comunicado a todos los profesionales sanitarios adscritos a su ámbito de actuación la necesidad de que permanecieran físicamente en la isla y localizables, como medida preventiva ante todo tipo de eventualidades que pueden darse en dicho estado excepcional, como el cierre o limitación del espacio aéreo.

Entre las medidas preventivas adoptadas, la Gerencia de Servicios Sanitarios, con el objetivo de eliminar riesgo de contaminación, ha habilitado la zona del mortuorio como zona de aislamiento para la primera valoración del paciente. De esta forma se evita entorpecer el funcionamiento de Urgencias y, en función del diagnóstico, se sigue el protocolo habitual, dirigiendo al paciente a domicilio o a planta si es de sospecha o a la Unidad de Recuperación Post-Anestesia, ubicada fuera del mortuorio, en casos de gravedad.

Todas las acciones tomadas se están desarrollando acorde tanto con el ejercicio de las competencias de la Gerencia como con una eficiente gestión de la disposición de medios materiales e instalaciones, para hacer frente a un previsible incremento de demanda de necesidades asistenciales por la emergencia declarada.

 

Etiquetas