PLAN DE CONVIVENCIA

PLAN DE CONVIVENCIA  

 

 

INDICE

1. JUSTIFICACIÓN
2. PRINCIPIOS Y METAS
3. DIAGNÓSTICO DE LA CONVIVENCIA EN EL CENTRO
4. OBJETIVOS GENERALES.PRIORIZACIÓN Y PLANIFICACIÓN
4.1 Objetivos Generales.
4.2 Actitudes.
5. NORMAS DE CONVIVENCIA Y SU GESTIÓN
5.1 Garantías.
5.2 Normas generales a tener en cuenta en el aula y en el centro.
5.3 Derechos y deberes.
5.4 Aplicación de medidas y procedimientos ante conductas contrarias a la convivencia.
5.5 Criterios generales para la aplicación de medidas.
5.6 Atenuantes y agravantes.
6. ESTRATEGIAS QUE FAVORECEN LA CONVIVENCIA.
7. PROTOCOLOS PARA LA GESTIÓN DE CONFLICTOS.
7.1 protocolo general para la resolución de conflictos.
7.2 Protocolo para la intervención en problemas de acoso escolar.
7.3 Protocolo para la gestión de incidencias en los servicios escolares.
7.4 Protocolo para la intervención de familias que no respetan normas.
8. DINAMIZACIÓN, DIFUSIÓN Y EVALUACIÓN DEL PLAN
9. PLAN DE FORMACIÓN

 

 

1.   JUSTIFICACIÓN

El centro educativo es un espacio privilegiado para la educación en la convivencia ya  que en él, la convivencia se ejerce de manera activa a través de la relación con los distintos agentes que en ella intervienen. En el centro se aprende a comunicar los sentimientos y las emociones, a cooperar o dejar de hacerlo, donde se practica la solidaridad y la responsabilidad ciudadana y donde también se construyen las normas que intervienen en la forma de resolver los problemas que la propia convivencia genera.

La convivencia es un objetivo específico y fundamental de todo proceso educativo que debe entenderse como objetivo formativo en sí mismo y no como simple medio con vistas al aprovechamiento y progreso en los demás niveles de formación e instrucción.

A convivir se aprende conviviendo y por tanto, en los centros escolares tiene especial trascendencia todos los procedimientos que regulan el buen clima, la participación, la cooperación y la armonía.

Lograr una convivencia positiva incide directamente en la mejora de las relaciones personales de todos los miembros de la Comunidad Educativa, en la forma de afrontar los conflictos y en la disciplina.

La importancia de trabajar para introducir en el Centro una cultura educativa que fomente el adecuado clima de convivencia y la restablezca cuando se ha roto queda recogida en la normativa vigente.

El Decreto 114/2011, de 11 de mayo, por el que se regula la convivencia en el ámbito educativo de la Comunidad Autónoma de Canarias define el plan de convivencia como el documento en el que se contemplará el ejercicio y el respeto de los derechos de los miembros de la comunidad educativa como base de la convivencia entre iguales, entre géneros y en la interculturalidad, así como de las relaciones entre el profesorado, el alumnado y su familia y el personal no docente. En el deberán recogerse, de forma particular y autónoma, procedimientos que tiendan a la prevención y resolución pacífica de los conflictos, a lograr la mediación y la reparación, así como directrices para asumir compromisos educativos para la convivencia”.

La convivencia positiva requiere de la elaboración de unas normas claras y consensuadas con toda la Comunidad Educativa. En este sentido se elabora este documento, que sirve de marco para la reflexión sobre la convivencia de nuestro Centro, siendo capaz de retroalimentarse de las aportaciones de todos los integrantes de la Comunidad Educativa.

 

La elaboración del Plan de Convivencia constituye un proceso de reflexión democrática de todos los sectores que componen la Comunidad Educativa con el fin de educar íntegramente al alumnado y establecer estrategias preventivas o de intervención que contribuyan a la mejora de la convivencia.

Queremos dar una respuesta educativa a la prevención y resolución de conflictos, potenciando ambientes de convivencia pacíficos en nuestro Centro.

La elaboración y puesta en marcha de este plan nace del convencimiento de que la convivencia positiva es una de las mejores herramientas para garantizar el proceso enseñanza–aprendizaje.

 

La escuela es un lugar donde todos pasamos una larga e importante etapa de nuestra vida, por ello queremos ofrecer a nuestro alumnado una escuela para:

  • SABER: leer, escribir, calcular, hablar otros idiomas, conocer el medio en que vivimos, conocer nuestra historia, tener una cultura musical, saber desarrollar y cuidar su cuerpo y defenderse en la vida.
  • SABER PENSAR: este es el objetivo del currículo, que nosotros contemplamos en el proceso de enseñanza-aprendizaje, porque las habilidades del pensamiento no son innatas y pueden y deben ser enseñadas con la finalidad de contribuir a mejorar la competencia social del alumno y el rendimiento escolar, desarrollando estrategias para aprender y aplicar el conocimiento de una forma eficaz razonando y resolviendo con éxito los problemas.
  • SABER VIVIR Y CONVIVIR: Contribuir a la socialización del alumnado, que es una función esencial de la escuela porque en ella se convive, y se puede y se debe hacer el aprendizaje de las HABILIDADES SOCIALES, entendidas como capacidades de relación interpersonal, que intentamos conseguir trabajando: La comunicación, la cooperación, la solidaridad, el respeto a las reglas, saber escuchar, compartir, participar, crear hábitos de trabajo, etc.
  • SABER SER PERSONA: La meta de la educación es aprender quién es uno mismo y llegar a serlo. La formación del concepto de sí mismo (autoestima) y de la identidad personal es algo esencial que los tutores/as trabajan y cuidan.

 

2.  PRINCIPIOS Y METAS

Nuestra meta es ir mejorando día a día cada uno de los aspectos que influyen en la Convivencia. Para ello, fomentaremos el diálogo y el respeto con todos los sectores de la Comunidad Educativa.

Para conseguirla nos basaremos en los siguientes principios:

  • La coordinación entre todo el profesorado para que exista unanimidad en la exigencia de unas relaciones basadas en el respeto y la tolerancia.
  • Una dinámica en las clases de interrelación, participación, motivación, afectividad y comunicación… pues el clima del aula condiciona el clima del centro.
  • Actitudes y comportamientos respetuosos, positivos y de consenso por parte de todos los sectores de la comunidad educativa.
 3. DIAGNÓSTICO DE LA CONVIVENCIA EN EL CENTRO

En los últimos años una de las preocupaciones de los órganos colegiados y de gobierno del Centro ha sido ir mejorando día a día el clima de convivencia.

Hemos puesto en marcha una serie de acciones (proyectos de mejora, documentos, revisiones, planes de trabajo, acuerdos comunes (registro de incidencias de aula), nueva organización de los recreos con zonas de juegos. etc.) que han traído como consecuencia una mejora constante y constatable de la convivencia. Tenemos que seguir ahondando en esta línea de trabajo para superar las dificultades que aún tenemos y establecer nuevas acciones encaminadas a la consecución de los objetivos.

En cuanto a la convivencia entre los distintos sectores de la comunidad hay que incidir en:

  • La mejora de las relaciones entre ciertos alumnos con sus iguales y debemos intervenir desde infantil con los niños de conductas disruptivas.
  • Fomentar la relación y la convivencia entre el profesorado.
  • Seguir impulsando la mejora de la relación familia- centro y entre todos los miembros de la comunidad.
  • Generar en las aulas y en el centro unas relaciones de confianza y seguridad entre el maestro y el alumno, que se apoyen en el respeto mutuo, respeto a la diversidad, el diálogo y en el trabajo cooperativo y solidario.

 

 

4. OBJETIVOS GENERALES: PRIORIZACIÓN Y PLANIFICACIÓN

4.1 OBEJTIVOS GENERALES:

 

  1. Concienciar a todos los miembros de la comunidad educativa de la necesidad de conocer y respetar los derechos y deberes del alumnado, del profesorado, de las familias y del personal no docente que trabaja en el centro, promoviendo y desarrollando actuaciones relativas al fomento de la convivencia.
  2. Propiciar la colaboración familia- escuela a través del intercambio constructivo de informaciones que permitan unir los esfuerzos para lograr fines comunes.
  3. Mantener, por parte de todo el profesorado, una línea de conducta coherente, uniforme y sistemática en el tratamiento del orden, la disciplina y el respeto.
  4. Considerar la convivencia como un medio educativo a trabajar y no como una aplicación de medidas disciplinarias.
  5. Atención individualizada de los alumnos que presentan continúas alteraciones del comportamiento.
  6. Dar respuesta inmediata en el caso de que se sospechase de que pueda existir intimidación o acoso entre iguales.
  7. Favorecer las situaciones en las que el alumno puede participar en la organización y desarrollo de las actividades del centro.

 

4.2 ACTITUDES QUE SE PRETENDEN FAVORECER.

 

  1. La participación, procurando que el alumno tome parte activa en lo que sucede en centro, impulsando hábitos democráticos y responsabilidades en el funcionamiento general del centro.
  2. La responsabilidad, fomentando que el alumno asuma el cumplimiento de sus obligaciones y se sienta promotor de sus actos y consecuencias, incidiendo en el cuidado de las instalaciones y material, el respeto a las normas y al entorno, el trato respetuoso con los demás, el esfuerzo diario y el gusto por el trabajo bien hecho.
  3. La solidaridad y el respeto a las ideas de las demás, el fomento de actitudes de no violencia, la colaboración en campañas solidarias…
  4. La creatividad, como forma válida de ofrecer al alumno la posibilidad de hacerse ciudadanos libres, permitiendo su expresión y el intento de mejorar su realidad.
  5. La autonomía, como capacidad para decidir su conducta y encontrar soluciones.

 

5. NORMAS DE CONVIVENCIA Y SU GESTIÓN

Las normas de convivencia son las pautas sociales reconocidas como necesarias por la comunidad educativa para mantener un clima de convivencia escolar adecuado. Indican las formas en que cada uno de sus miembros debe y puede actuar para relacionarse de forma positiva velando por el respeto, la integración, la aceptación y participación activa del alumnado, profesorado, familias y personal de administración y servicios.

La finalidad de las normas de convivencia es mantener un clima escolar adecuado en los centros docentes mediante el desarrollo de los procesos educativos que faciliten la educación del alumnado en los valores del respeto a los derechos humanos, que propicien el ejercicio de una cultura ciudadana democrática que permita la adquisición del compromiso de su defensa por parte de la comunidad educativa. Las normas de convivencia están basadas en el respeto entre las personas y la conciencia de la dignidad propia y la ajena. Se concretan en el ejercicio y respeto de los derechos y el cumplimiento de las obligaciones de los componentes de la comunidad educativa.

 

El incumplimiento de una norma produce un conflicto de convivencia ya que causa un daño directo o indirecto a los miembros de la comunidad educativa. A este respecto, asumir la responsabilidad es parte de la gestión del conflicto, así como de la consecuente reparación responsable del daño causado.

 

5.1 GARANTÍAS

1.- Corresponde a los órganos de gobierno de los centros docentes, en sus respectivos ámbitos de competencia, promover que los derechos y deberes del alumnado, familias, profesorado y personal de administración y servicios sean conocidos, correctamente ejercidos y efectivamente garantizados por la comunidad educativa.

  1. De conformidad con lo establecido en la legislación sobre protección de datos de carácter personal, los centros docentes garantizarán la confidencialidad de los datos personales y de cualquier otra información que pudiera afectar a la imagen y dignidad personal de cualquier miembro de la comunidad educativa y de la propia institución educativa, de acuerdo con lo dispuesto en la Disposición Adicional Vigesimotercera de la Ley Orgánica de Educación.

3.- Las normas de convivencia serán de obligado cumplimiento para todos los miembros de la comunidad educativa.

 

5.2  NORMAS GENERALES A TENER EN CUENTA  EN EL AULA Y EN EL CENTRO

 

  1. El trato con todos los miembros de la Comunidad Educativa debe ser educado y respetuoso.
  2. El Centro es un lugar de trabajo y se requiere un mínimo de silencio. Por ello, es imprescindible no elevar la voz, ni correr por los pasillos, así como otros comportamientos que impidan o limiten el derecho a la educación.
  3. El horario general de clase y permanencia en el centro es de 9:00 a 14:00 horas.
  4. La asistencia a clase es obligatoria para todos los alumnos y alumnas del Centro. La inasistencia deberá justificarse mediante impreso del que dispone el tutor/a, comunicación telefónica o presencial o cualquier otro documento escrito,… en el plazo de cinco días a partir de la incorporación. De no ser así se considerará falta injustificada.
  5. El alumnado ha de ser puntual en la entrada a clase.
  6. En los cambios de hora el alumnado sólo se desplazará de un lugar a otro cuando implique un cambio de aula.
  7. En el caso de ausencia de un profesor, el alumnado deberá permanecer en el aula y el maestro contemplado en el plan de sustitución impartirá la materia correspondiente, siguiendo las instrucciones del maestro/a ausente, que dejará en el aula una batería de actividades a realizar.
  8. Durante el recreo el alumnado no puede permanecer en el aula ni en los pasillos
  9. El alumno traerá al centro todo el material necesario para el normal desarrollo de las actividades diarias.
  10. El aula debe mantenerse limpia y ordenada.
  11. El alumnado además de su propio material, es responsable del material del aula, así como de los espacios comunes. Se pondrá el máximo esmero en no tirar papeles y otros objetos al suelo, así como evitar el deterioro del entorno. Cualquier desperfecto producido por el uso indebido, habrá de ser reparado o cubierto el coste de su arreglo por los causantes del mismo.
  12. Para ir al baño, durante y entre las clases, es necesario el permiso al maestro/a. Los usuarios de los baños están obligados a hacer un uso correcto de los mismos, mantener las mínimas normas de higiene, ahorro de agua y papel así como permanecer en ellos el tiempo absolutamente necesario.
  13. Si el alumnado necesita ausentarse del Centro en horario lectivo, lo hará acompañado de su padre/madre/tutor/a legal, que firmará un documento que le entregará el maestro que le imparte clase en ese momento. Si regresa al centro antes de la finalización del horario lectivo, firmará otro documento en el que consta el horario de incorporación. Si no se incorpora al centro no puede hacer uso de los servicios de transporte ni comedor escolar.
  14. Los teléfonos móviles, reproductores de música y resto de dispositivos electrónicos,… no están permitidos. El no cumplimiento de ésta norma supondrá la retirada de dichos aparatos por parte de cualquier profesor y posterior entrega a la Jefa de Estudios. La devolución se hará personalmente a los padres/tutores legales. El Centro no se hace responsable de los extravíos o deterioros de los mismos. Las llamadas urgentes se pueden realizar o atender desde el teléfono del Centro.
  15. La vestimenta debe ser adecuada a un centro educativo.

 

5.3 DERECHOS Y DEBERES

 

DERECHOS Y DEBERES

 

 

NORMAS DEL CENTRO

 

ALUMNO

 

MADRE / PADRE / TUTOR

 

PROFESOR

1. El alumno/a deberá ser puntual en la entrada al centro. Deberá hacer la fila y entrar con todos sus compañeros.

 

 

PUNTUALIDAD

 

Derecho: A comenzar las clases con puntualidad y sin interrupciones.

 

Deber: Formar la fila con el resto de sus compañeros y entrar con puntualidad.

 

Derecho: A ser informado de la falta de puntualidad de sus hijos.

 

Deber: hacer que su hijo venga con puntualidad y formar fila con sus compañeros.

 

Derecho: A comenzar las clases puntualmente con todos los alumnos y sin interrupciones.

 

Deber: mantener un registro diario de retrasos.

2. El alumno/a deberá disponer del material necesario para el buen desarrollo de su aprendizaje y respetar su uso.

 

 

DISPONIBILIDAD DE MATERIAL DE AULA

 

Derecho: Disponer del material básico y necesario. En su defecto, y por justificación legal, obtener ayudas para su adquisición.

 

Deber: Asistir a clase con el material necesario respetándolo durante todo el curso.

 

Derecho: A percibir las ayudas precisas para compensar posibles carencias de tipo familiar, económico y socio – cultural.

 

Deber: Hacer posible que su hijo tenga el material necesario.

 

Derecho: Requerir el material necesario para garantizar el buen funcionamiento de la materia.

 

Deber: Enseñar el cuidado y buen uso del material y velar por el cumplimiento de las normas en relación al respeto por las cosas propias y ajenas.

 

3. El alumno/a deberá asistir con regularidad a clase, justificando sus ausencias.

 

 

ABSENTISMO

 

Derecho: Asistir a clase diariamente.

 

Deber: No ausentarse sin falta justificada.

 

Derecho: A que su hijo asista a clase.

Deber: Hacer que su hijo-a venga diariamente a clase.

 

Derecho: Exigir la presencia de los alumnos en clase.

Deber: Mantener un registro diario de las faltas de los alumnos y comunicarlo a los padres.

 

 

 

NORMAS DEL CENTRO

 

ALUMNO

 

MADRE / PADRE / TUTOR

 

PROFESOR

 

4.- El trabajo del aula será respetuoso hacia los demás y hacia la tarea, manteniendo una actitud de cooperación y aprovechamiento.

 

DISRRUPCIÓN EN EL AULA

 

Derecho: Recibir una enseñanza con orden y sin alteraciones graves en el aula.

 

Deber: Estar atento y respetar la marcha de la clase sin interrumpir constantemente.

 

Derecho: Saber que su hijo recibe una instrucción y aprendizaje equilibrado.

 

Deber: Comunicar a su hijo que el colegio es un lugar para aprender. Exigir a su hijo buena conducta y atención en clase.

 

Derecho: Impartir las clases con tranquilidad, equilibrio y dinámica relacional apropiada.

 

Deber: Mantener el orden y favorecer la marcha adecuada del grupo-clase por encima de los alumnos disruptivos.

 

5.- El alumno/a deberá realizar las tareas propuestas por sus maestros para garantizar el proceso de enseñanza y aprendizaje.
 

INCUMPLIMIENTO DE TAREAS DE AULA

 

Derecho: Ser valorado su rendimiento escolar conforme a los criterios establecidos.

 

Deber: Realizar las tareas que refuerzan y amplían sus conocimientos.

 

Derecho: Saber que su hijo recibe una instrucción y un aprendizaje acorde a su nivel.

 

Deber: Exigir a sus hijos el cumplimiento de la realización de estas tareas.

 

Derecho: Exigir la realización de las tareas para garantizar el proceso de enseñanza-aprendizaje.

 

Deber: Exigir a sus alumnos  el cumplimiento de la realización de estas tareas.

6.- Los alumnos deben cuidar y utilizar correctamente los bienes inmuebles y las instalaciones del centro y respetar las pertenencias de los otros miembros de la comunidad educativa

 

 

NO RESPETO A LAS INSTALACIONES Y MATERIAL DEL CENTRO

 

Derecho: Ser respetadas sus pertenencias. Ser respetados los bienes muebles y que las instalaciones estén en buen estados.

 

Deber: Cuidar, respetar y utilizar correctamente el material del centro. Respetar las pertenencias de los demás.

 

 

 

Derecho: Sus hijos dispongan del material e instalaciones en buen estado.

 

Deber: Educar a sus hijos en el buen uso y respeto del material del centro. Reparar el daño económicamente.

 

Derecho: Sean respetados sus pertenencias y las del centro.

 

Deber: Velar por el cumplimiento de estas normas.

 

 

NORMAS DEL CENTRO

 

ALUMNO

 

MADRE / PADRE / TUTOR

 

PROFESOR

7.- Los alumnos deben respetarse entre sí. Deben evitar cualquier agresión verbal con injurias, insultos y ofensas.
 

OFENSAS Y AGRESIONES VERBALES

 

Derecho: A ser respetada su libertad de conciencia, convivencia religiosa, moral e ideológica así como su intimidad.

 

Deber: Respetar a sus compañeros. Respetar la libertad de conciencia y las convicciones de los demás.

 

Derecho: A que sus hijos sean respetados y no expuestos a tratos vejatorios o degradantes.

 

Deber: Educar a sus hijos en el buen sentido del respeto hacia los demás.

 

 

Derecho: A impartir docencia dentro de un clima de respeto en el aula.

 

Deber: Velar por el cumplimiento de las normas de respeto, concienciando a los alumnos del buen uso de ellas.

8.- El alumno/a no debe resolver ninguna situación con agresiones físicas
 

AGRESIONES FÍSICAS

 

Derecho: A la integridad física y moral.

 

Deber: Respetar la libertad de conciencia y las convicciones de los demás

 

Derecho: A que sus hijos estén amparados por las normas de disciplina del centro.

 

Deber: Educar a sus hijos en el respeto de la libertad de conciencia y evitar conflictos agresivos.

 

Derecho: A ser apoyado por la comunidad educativa al imponer una norma y su sanción.

 

Deber: Velar por el cumplimiento de las normas.

9.- El respeto entre alumno/a y profesor será esencial para la tarea educativa. El profesor mantendrá la autoridad imperando el diálogo como base de comunicación
 

DESAFIAR LA AUTORIDAD DE UN PROFESOR O PERSONAL NO DOCENTE

 

Derecho: Comunicar su desacuerdo de forma respetuosa.

 

Deber: Acatar las instrucciones una vez recibidas las explicaciones oportunas. No transgredir las normas vigentes.

 

Derecho: Manifestar su desacuerdo de forma dialogante.

 

Deber: Apoyar al profesorado y personal no docente en la tarea de desarrollar en los alumnos un respeto a la autoridad.

 

Derecho: A ser tratado con respeto al ejercer su autoridad.

 

Deber: Mostrar respeto por los alumnos y reforzar aquellas conductas que demuestren buen comportamiento

 

5.4  APLICACIÓN DE MEDIDAS Y PROCEDIMIENTOS ANTE CONDUCTAS CONTRARIAS A LA CONVIVENCIA

 

Conductas contrarias a la convivencia de carácter leve Respuestas al conflicto
 

1.- Traer el material y hacer un buen uso del mismo.

– Revisar cada día, antes de ir a clase, los materiales necesarios y tomarlo como costumbre.

Si se olvida alguna vez:

-Dar el profesor otra fotocopia o dejarle la suya.

-Hacer el ejercicio en hoja aparte y luego pasar al cuaderno en casa.

-Ponerse con otro compañero y luego en casa copiar el trabajo.

Si se olvida frecuentemente:

-No se facilitará el material y el alumno hará la tarea que le ponga el profesor. Si no es posible otra tarea, escuchará sin molestar a los demás.

-Se comunicará a la familia para pedir que le ayuden a organizarse.

 

 

2.- Atender cuando el profesor explica y cuando interviene otro compañero.

– Se puede preguntar cuando no se entiende, siempre que el profesor haya terminado de explicar y abra el turno de dudas.

Cuando no se atiende:

-Se esperará al final de la clase o al recreo para preguntar (el profesor lo indicará en cada caso).

Interrupciones:

-Si alguien interrumpe para preguntar algo que ya se ha dicho, el profesor le responderá que le ayudará al final.

Despistes habituales:

-Se aplicará un “tiempo fuera” mientras dure la actividad y observará el trabajo de sus compañeros. Si la conducta persiste, permanecerá el resto de la hora en la zona de observación  y comentará más tarde con el profesor.

Si persiste, se comunicará al tutor y a la familia para ver si existe alguna causa de su despiste.

 

 

3.- Realizar las tareas y actividades que se les asignen.

– Si un compañero se despista y habla con otro, puede que no sea un problema por tratarse de algo esporádico o breve. El profesor valorará en cada caso si merece la pena intervenir. Si decide hacerlo, advertirá al alumno y, si continúa, irá durante el recreo a realizar una actividad de reflexión leyendo un libro de valores.

– Si alguien saca un objeto, el profesor pedirá que se guarde. Si no lo hace o se vuelve a sacar, se lo llevará y tendrán que venir los padres a recogerlo y así poder informarles de la actitud del hijo.

 

4.- Hablar con respeto al profesor y a todo el personal al servicio del centro.

-Si un alumno se dirige con mal tono al profesor, éste le pedirá que repita lo que quiere decir pero de otra manera, sin gritar y sin ofender. El profesor valorará si la rectificación ha sido adecuada.

-Si el alumno no rectifica, el profesor tendrá una cita con el alumno, quien previamente habrá rellenado la ficha de reflexión con el profesor de guardia.

-Si se llega a insultos u ofensas graves, nunca se tolerará: el alumno irá directamente a la dirección y la expulsión se contará como falta grave. Siempre habrá diálogo entre las partes para intentar llegar a acuerdos de respeto.

 

 

 

5.- Tratar con respeto a

los compañeros.

-Si el profesor ve que un alumno ha ofendido a otro, aunque éste no se sienta ofendido, le pedirá que comunique de otra manera lo que quería decir. A partir de aquí, sucederá lo mismo que en el apartado anterior.

 

 

6.- Respetar el turno de

palabra.

– Si alguien interrumpe, se le pedirá que espere su turno y, cuando se le dé la palabra, hablará. Si no acepta la espera, perderá su turno y permanecerá escuchando el resto de la actividad.

 

 

7. Puntualidad a la hora de entrada al centro.

– Los alumnos que lleguen tarde deberán venir acompañados por un adulto que justifique el retraso en Secretaría o en clase. Cuando falte a clase, deberá traer al tutor/a una justificación del motivo de la falta.

– Cuando el alumno acumule faltas injustificadas hasta el 15%  de las faltas totales del mes, será acreedor de una falta leve con apercibimiento escrito que entregará el tutor a los padres con acuse de recibo, dejando constancia..

– Cuando se supere este número de faltas de forma reiterada, se realizará un segundo apercibimiento y notificación al Ayuntamiento, e Inspección si procede. Las faltas reiteradas de ausencia sin justificar pueden llevar al alumno a la suspensión de la evaluación continua.

 

 

8. Hacer un buen uso del edificio, instalaciones y mobiliario

Cualquier daño material a las instalaciones del centro deberá ser reparado por quienes lo hayan causado intencionadamente. Del buen estado y limpieza de las aulas y su contenido son responsables los grupos que las ocupen.

 

 

Conductas contrarias a la convivencia de carácter grave Respuestas al conflicto Profesor Tutor

 

Equipo

Educativo

Comisión de convivencia Director
-Desobediencia acompañada de insultos, menosprecios, amenazas de agresión… hacia los miembros de la comunidad educativa. 1º. Contención. Pedir rectificación.

Se tendrá en cuenta la edad del alumno, en el caso de los primeros cursos se ignorará su conducta sino afecta a los demás.

 

2º. Procedimiento de atención al alumno por el profesor que tenga disponibilidad horaria, de manera que se pueda atender al conflicto de las siguientes maneras según las circunstancias:

a) Bajar acompañado de un compañero.

b) Enviar a buscar al profesor para que lo recoja.

c) Si el alumno no quiere salir de clase, es el grupo el que se va a otro aula.

 

3º.Comunicación a la familia de la falta y las medidas adoptadas.

4º.Suspensión del derecho a asistir a la  clase de Educación Física (máximo 3 días).

5º.Suspensión del derecho a asistir a actividades complementarias (máximo hasta final del trimestre o actividades puntuales (viaje fin de curso, etc)

6º.Suspensión del uso del comedor, acogida temprana o transporte (máximo 3 días).

7º.Suspensión del derecho a asistir a una o más clases de 4 a 10 días.

8º.Suspensión del derecho de asistencia al centro (de 3 a 10 días lectivos).

9º.Reparación del daño causado: Servicio a la comunidad educativa, dentro o fuera del horario lectivo (requiere autorización de la familia

X

 

 

X

 

 

 

 

 

 

X

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

X

X

X

 

X

 

X

X

 

X

 

 

 

 

 

 

 

X

X

X

X

 

 

 

X

-Reiterada y continuada falta de respeto al ejercicio del derecho de estudio de los  compañeros/as.

(Valoración a través del registro de incidencias de aula).

-Alteración del orden en cualquier lugar del centro, en el comedor, en el transporte escolar o en la realización de actividades fuera del centro.

 

-Grabación, publicidad o difusión no autorizada de imágenes de los miembros de la comunidad educativa cuando resulte contrario al derecho a su intimidad.

 

 

 

Conductas que perjudican gravemente la convivencia Alumnado Respuestas al conflicto Profesor Tutor

 

Equipo

Educativo

Comisión de convivencia Director
-Actos de indisciplina, insubordinación, negativa a cumplir las medidas correctoras impuestas.

-Expresiones consideradas gravemente ofensivas contra los miembros de la comunidad educativa verbalmente, por escrito, medios informáticos, audiovisuales o de telefonía.

Vejaciones o humillaciones al personal de la comunidad  educativa por género, sexo, raza, etc.

-Acoso escolar.

-Agresión física a cualquier miembro de la comunidad  educativa.

-Provocar o involucrarse en altercados o conductas agresivas violentas que impliquen riesgo de provocar lesiones.

-Cometer intencionadamente actos que causen desperfectos en las instalaciones o bienes de las personas.

-Dañar, cambiar o modificar un documento escolar.

Sin abrir expediente, asistido por comisión de convivencia, y con aceptación voluntaria del alumno/a o tutor/a legal. Una o varias de las establecidas por conductas de carácter grave. X X
Suspensión del derecho de asistencia al centro durante 15 días. X X
Suspensión del derecho a participar en las actividades complementarias. X X
Inhabilitación para cursar estudios en el centro hasta fin de curso. X X
Cualquier medida/s aceptadas por el alumno o familia, incluida procedimiento de mediación. X X
Incoación de Expediente Inhabilitación definitiva (por acuerdo del Consejo Escolar readmisión curso siguiente) X
Procedimiento de conciliación: acuerdo propuesto por el instructor a las partes. x
Si no hay acuerdo: compromiso educativo firmado. Si hubiese incumplimiento: continua expediente. x
Resolución del expediente disciplinario: inmediatamente ejecutiva, aunque esté recurrida por interesado ante Director Territorial. x

 

 

5.5 CRITERIOS GENERALES PARA LA APLICACIÓN DE MEDIDAS.

 

  • Las conductas deberán ser corregidas en el plazo más corto posible con medidas educativas relacionadas con la conducta a corregir.
  • Los incumplimientos de las normas de convivencia habrán de ser valorados considerando la situación y las condiciones personales del alumnado.
  • Los padres del alumno tienen que ser informados en la aplicación de las sanciones para faltas graves y muy graves.
  • Las medidas que específicamente se apliquen por el incumplimiento de las normas de convivencia habrán de tener un carácter educativo y no perjudiquen los derechos del alumnado.
  • Deberán tener en cuenta la edad del alumno, las circunstancias personales, familiares o sociales.

 

5.6 ATENUANTES Y AGRAVANTES.

 

Para la graduación de las medidas aplicables se tendrán en cuenta las circunstancias atenuantes y agravantes que concurran en el incumplimiento de las normas de convivencia.

 

  • CIRCUNSTANCIAS ATENUANTES:

 

  • Reconocer de manera espontánea la conducta incorrecta.
  • La reparación sincera de los daños.
  • Pedir excusas de manera sincera.
  • La falta de intencionalidad.
  • La colaboración para la resolución pacífica del conflicto.
  • Acordar una solución consensuada por las partes para solucionar el conflicto.

 

  • CIRCUNSTANCIAS AGRAVANTES:

 

  • La premeditación.
  • La reincidencia.
  • Incitar a la realización de cualquier acto contrario a las normas de convivencia colectivo o individual.
  • Alentar al daño, injuria u ofensa al alumnado menor de edad o recién incorporado al centro, así como a todos aquellos que se encuentren en situación de indefensión.
  • La concurrencia con la conducta concreta de vejación o discriminación por razón de nacimiento, raza, sexo, capacidad económica, orientación e identidad sexual, nivel social, convicciones políticas, morales o religiosas, así como por discapacidades físicas o psíquicas, o cualquier otra condición o circunstancia personal o social.

 

6. ESTRATEGIAS PARA FAVORECER LA CONVIVENCIA

Para lograr la mejora de la Convivencia en el Centro proponemos diferentes medidas, acciones o estrategias para conseguir los objetivos que nos hemos propuestos:

  • Divulgar Normas de convivencia del centro a toda la comunidad educativa de forma que todos/as las conozcan y las interioricen.
  • Conseguir que los alumnos reciban refuerzos positivos de aprobación al cumplimiento de la norma.
  • Realizar Asambleas de aula o reuniones de gran grupo (ciclo o etapa) para analizar la marcha de la convivencia en cada grupo.
  • Elaborar carteles para colocar en las zonas comunes, pasillos y aulas.
  • Usar tarjetas en aulas con normas.
  • Recordar las normas antes de iniciar los procesos de enseñanza en los que se prevé que puedan aparecer comportamientos disruptivos.
  • Establecer rutinas de comportamiento para facilitar la implantación de hábitos de orden y disciplina.
  • Crear un clima de confianza, trabajo y colaboración mediante comportamientos de respeto, valoración y sentido del humor.
  • Detectar indicios actitudinales y comportamientos y atajarlos antes de que se conviertan en problemas de disciplina escolar.
  • Aprender a identificar situaciones problemáticas.
  • Enseñar a pensar antes de actuar.
  • Razonar sobre la necesidad de unas normas de convivencia y de respeto.
  • Favorecer juegos estructurados para que los alumnos aprendan a relacionarse entre sí mediante el cumplimiento de la normativa.
  • Abordar puntualmente, y siempre coordinados por el tutor/a de cada grupo, los conflictos o incumplimiento de normas que surjan en el aula, en recreos y en clase con otros profesores (especialistas, de apoyo, etc.)
  • Programar actividades conjuntas a todo el centro para trabajar periódicamente en el aula, con los mismos temas u objetivos adaptados a cada ciclo, favoreciendo la realización de juegos, dinámicas de grupo, trabajo en equipo, salidas, …
  • Dependiendo de cada nivel se distribuyen responsabilidades en las aulas, por días, semanas o periodos más largos de tiempo: protagonista del día y/o responsables de tareas.
  • Preparación de juegos cooperativos y participativos en los recreos donde prime la tolerancia y el respeto mutuo.
  • Reconocimiento público a los alumnos /as por los intentos y logros de mejora.
  • Compromiso a nivel de grupo sobre actitudes a mejorar.
  • Actividades específicas para trabajar:
  1. La autoestima
  2. La confianza
  3. La comunicación
  4. La cooperación
  • Actuación coherente de todo el profesorado en materia de convivencia para evitar ambigüedades y contradicciones que puedan confundir al alumnado y propiciar diferentes comportamientos según el profesor presente , utilizando las estrategias consensuadas en la resolución de conductas contrarias a la convivencia
  • Realizar diferentes actividades para conmemorar el “Día Escolar de la Paz y la No Violencia“.
  • Poner en práctica actividades que contribuyan a dinamizar los recreos y el comedor escolar.
  • Sensibilizar sobre el maltrato entre iguales y el acoso escolar.
  • Tratar el tema de la igualdad de género.
  • Crear el Equipo de Gestión de la Convivencia.

 

Con todas estas actividades o estrategias lo que pretendemos es mejorar la convivencia en el colegio y asegurar relaciones respetuosas entre todos los miembros de la comunidad educativa,  así como,  superar las prácticas discriminatorias. Queremos que los niños-as aprendan a desenvolverse mediante reglas de colaboración y resolviendo los conflictos de manera justa y formativa.

Para llevar a cabo estas estrategias preventivas se necesita la implicación de todos los miembros de la comunidad educativa. Estas estrategias serán impulsadas desde el equipo de Gestión de la convivencia y desde la acción tutorial.

 

PROTOCOLOS PARA LA GESTIÓN DE LOS CONFLICTOS

 

 

7.1.- PROTOCOLO GENERAL PARA LA RESOLUCIÓN DE CONFLICTOS.

 

GRADOS DE INTERVENCIÓN.

Los pasos a seguir en la resolución de conflictos seguirá el orden que a continuación se detalla:

 

  • FALTAS LEVES: Las conductas contrarias a la convivencia de carácter leve serán corregidas por el profesorado del centro, y particularmente por el que imparte docencia directa al alumnado. En tal sentido, procurará agotar todas las medidas a su alcance, sin intervención de otras instancias. El profesorado presente hablará con la persona o personas afectadas y solucionará el conflicto y aplicará las medidas correctoras correspondientes a las normas de aula. Si el conflicto se repite al menos en tres ocasiones se informará al tutor y se aplicarán las amonestaciones propias de una falta grave.

 

  • FALTAS GRAVES: El profesorado hablará con el alumnado afectado e informará al tutor que podrá tratar el tema en la asamblea de clase o en tutoría individual con el alumno o alumna, pudiendo informar y/o citar a la familia si fuera necesario. Se pondrá el caso en conocimiento del Equipo Directivo cuando no se llegue a un acuerdo.

 

 

Finalmente, se llevará el conflicto a la Comisión de Convivencia que procederá a la solución del mismo, oídas las propuestas de los implicados. Del conflicto y su resolución la comisión decidirá: cuándo, cómo y quién informará a los ámbitos implicados, valorando cada caso.

Las faltas graves y muy graves se informarán a las familias del alumnado implicado.

 

PROCEDIMIENTO PARA LA TRAMITACIÓN DE LOS EXPEDIENTES DISCIPLINARIOS.

 

La aplicación de las medidas para corregir conductas contrarias a la convivencia de carácter leve o no necesitará la instrucción de expediente disciplinario.

Será obligatorio en el caso de las faltas graves convocar a los padres o representantes legales del alumno en el plazo más breve posible para informar del incidente y comunicar la sanción antes de su aplicación.

Se seguirán los siguientes pasos en el procedimiento disciplinario:

1º) Las conductas gravemente perjudiciales para la convivencia serán corregidas mediante la aplicación de las medidas previstas previa la instrucción del correspondiente procedimiento disciplinario. Sin embargo el director antes de iniciar el procedimiento intentará corregir la conducta mediante medidas aceptadas voluntariamente por las familias y el alumno. La aceptación de las medidas propuestas determinará que no se inicie el procedimiento. No se aplicará esta posibilidad en las siguientes faltas:

  • Las vejaciones o humillaciones a cualquier miembro de la comunidad educativa que tengan una implicación de género, sexual, racial o xenófoba, o se realicen contra el alumnado más vulnerable por sus circunstancias personales, sociales o educativas.
  • El acoso escolar.
  • La agresión física contra cualquier miembro de la comunidad educativa o la instigación de dichas acciones.

 

2º) Conocidos los hechos el director del centro inicia por propia iniciativa los expedientes al alumnado. El acuerdo sobre la iniciación del procedimiento ordinario se adoptará en el plazo máximo de tres días lectivos desde el conocimiento de los hechos.

3º) La dirección del centro iniciará expediente disciplinario haciendo constar:

  • El nombre y apellidos del alumno o alumna.
  • Los hechos atribuidos.
  • La fecha en la que se produjeron los mismos.
  • El nombramiento de la persona instructora y la posibilidad de su recusación.
  • La posibilidad de medidas de carácter provisional que haya acordado el órgano competente.
  • La posibilidad de acogerse a la terminación conciliada del procedimiento según lo establecido en el artículo 74 del decreto (Ver anexo)
  • El derecho que asiste al alumnado a presentar alegaciones cuando se le traslade la propuesta de resolución.

4º) El inicio del expediente disciplinario debe notificarse a la Comisión de Convivencia, al alumno probable autor de los hechos y a sus familias. En la notificación se relatarán los hechos que se imputan y las sanciones que pudieran aplicarse, y se advertirá a las personas interesadas que, de no efectuar en el plazo máximo de cinco días sobre el contenido del escrito la apertura de alegaciones procedimiento, este continuará hasta su resolución.

5º) Sólo quienes tengan la condición legal de interesados en el expediente tienen derecho a conocer su contenido en cualquier momento de su tramitación.

6º) En el plazo máximo de cinco días lectivos se solicitará a la Comisión de Convivencia los informes necesarios y las pruebas que se estime convenientes para el esclarecimiento de los hechos: informes por escrito de los profesores testigos de los hechos, testimonio del alumno afectado y las explicaciones que presente el alumno implicado en los hechos y de su representante legal.

7º) En el plazo de tres días la Comisión de Convivencia presentará una propuesta de resolución que se notificará a la familia del alumnado sancionado.

8º) El procedimiento finalizará con la resolución de la dirección del centro que podrá contemplar la aplicación de medidas o el sobreseimiento del expediente. La resolución deberá producirse y notificarse en el plazo máximo de quince días lectivos desde la fecha de inicio, caducará en caso contrario

 

7.2 PROTOCOLO PARA LA INTERVENCIÓN EN PROBLEMAS DE ACOSO ESCOLAR.

 

Se adjunta el protocolo.

 

7.3 PROTOCOLO PARA LA GESTIÓN DE INCIDENCIAS EN LOS SERVICIOS ESCOLARES:

 

  • La solicitud de uso de los servicios de comedor y transporte escolar, conlleva que las familias acepten una serie de normas, recogidas en las N.O.F., cuyo incumplimiento será sancionado y dependiendo de la gravedad de la falta cometida puede suponer hasta la pérdida de plaza de los servicios que ofrece el centro, siempre previa supervisión del Consejo Escolar.
  • Cuando se produzca una incidencia en el comedor se deberá recoger en el libro de incidencias del comedor.

 

7.4 PROTOCOLO PARA LA INTERVENCIÓN CON FAMILIAS QUE NO RESPETAN NORMAS:

 

  • Los tutores/as deben estar siempre informados y deben ser los primeros en intervenir ante cualquier incidencia que la familia desee notificar o viceversa.
  • El primer paso debe ser contrastar las informaciones y valoraciones, conocer las causas y buscar soluciones compartidas.
  • Cuando a través del dialogo no se resuelva se considerará la intervención de la Jefatura de Estudios o Dirección del Centro, de algún mediador, la Comisión de Convivencia del Consejo Escolar, la Inspección educativa u otro representante de la Consejería de Educación.

 

 

  8. DINAMIZACIÓN, DIFUSIÓN Y EVALUACIÓN DEL PLAN

 

El Plan de Convivencia Anual ha de ser referencia importante para educar tanto en el centro como en las familias. Primero, porque proporciona seguridad a éstas que ven cómo se trabaja en la educación de sus hijos e hijas y segundo, porque ofrece pautas para que se tengan en cuenta también en la educación familiar, uniendo fuerzas en una misma línea.

 

El Plan una vez aprobado por el Consejo Escolar, debe ser conocido y asumido por toda la Comunidad Educativa.

Para las familias

  • Se comunicará a todas las familias un extracto del plan en un folleto.
  • A través de sus representantes en el Consejo Escolar, las familias podrán hacer aportaciones al mismo.
  • Para el alumnado
  • Al iniciar el curso, se realizarán actividades de difusión del Plan en las asambleas, etc.
  • Estará expuesto en cuantos lugares del centro se considere oportuno de modo que se haga presente en todo momento. A lo largo del curso se realizarán actividades relacionadas con la mejora de la convivencia.
  • Para el claustro
  • Entregar a cada miembro del claustro un ejemplar del Plan de Convivencia
  • Realizar al inicio del curso reuniones de ciclo o nivel para concretar los protocolos con las personas y programar las actividades a realizar para mejorar la convivencia.
  • Realizar actividades relacionadas con la mejora de la convivencia a lo largo de todo el curso escolar.

El Plan de Convivencia es una parte importante del Proyecto Educativo. La eficacia de este Plan dependerá de la implicación de toda la Comunidad Educativa, por lo que necesita aportaciones desde todos los sectores sociales y someterlas a examen, debate y reflexión.

Para tener una referencia clara de los posibles avances, hay que disponer de un diagnóstico inicial y propiciar evaluaciones coordinadas de todas las medidas y actuaciones o fases de aplicación del Plan.

La evaluación tiene que actuar como un elemento que informe del proceso y que permita mejorar nuestra actuación. Mediante la evaluación, se podrá saber hasta qué punto el plan se adecúa a las necesidades educativas y a las características individuales y sociales de los alumnos.

Los indicadores que vamos a contemplar son:

  • Interiorización y generalización de las estrategias de resolución de conflictos.
  • Consecución de los objetivos que se pretenden.
  • Nivel de implicación de las familias.
  • Coordinación del profesorado.
  • Participación del profesorado.

 

    9. PLAN DE FORMACIÓN

Es importante la formación sobre la convivencia y la resolución de conflictos para mejorar las pautas de actuación que potencien un clima favorable en el Centro. Puede ser conveniente la formación en el desarrollo de un plan de mediación en el Centro u otras experiencias educativas que estén resultando preventivas y eficaces en otros centros.

Por otra parte la convivencia es un tema constante en las reuniones habituales del profesorado como un elemento de trabajo básico de la actividad educativa diaria.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *