Logo del Gobierno de Canarias

Más de 430.000 pacientes hicieron uso de las ambulancias del Transporte Sanitario No Urgente el año pasado

La mitad de los usuarios fueron trasladados al servicio de rehabilitación

En el año 2019, un total de 432.231 pacientes hicieron uso de las ambulancias del Transporte Sanitario No Urgente (TSNU) para sus traslados a centros sanitarios en Canarias. Cerca de la mitad de los usuarios, un 49,87%, acudieron a un tratamiento de rehabilitación, mientras que el 33,57% fueron pacientes del servicio de hemodiálisis.

Estos traslados son coordinados por la Mesa de Transporte Sanitario No Urgente (MTSNU), servicio que gestiona la empresa pública Gestión de Servicios para la Salud y Seguridad en Canarias (GSC).

Además de los traslados a los servicios de rehabilitación y hemodiálisis, cuyo porcentaje global superó el 83% de la actividad del Transporte Sanitario No Urgente, el 6% de los pacientes hicieron uso del servicio para acudir a consultas programadas, mientras que el 3,7% de las personas necesitaron este transporte tras recibir el alta, tanto en planta hospitalaria como en servicios de urgencias. En menor porcentaje se encuentran los traslados de pacientes a Hospitales de Día o los que se llevan a cabo para la realización de pruebas diagnósticas, o sesiones de radioterapia o quimioterapia, entre otros.

En cuanto al número de servicios realizados para atender esta demanda, las ambulancias del transporte sanitario no urgente realizaron 853.940 servicios en las diferentes Islas en 2019. Esto incluye tanto los tratamientos prolongados de rehabilitación, radioterapia y diálisis, como consultas médicas o pruebas diagnósticas, traslados a un hospital de día y alta en centros sanitarios.

Del total de los servicios realizados, el 95% de ellos corresponden a traslados programados, que son aquellos que se solicitan a la Mesa de Transporte Sanitario No Urgente con al menos doce horas de antelación, mientras que el 5% restante son servicios diferidos, o lo que es lo mismo, traslados que se comunican sin antelación como pueden ser las altas médicas.

Si desglosamos la actividad por provincias, en Las Palmas la Mesa del Transporte Sanitario No Urgente (MTSNU) gestionó la realización de 441.549 servicios, el 51,7% del total, y en Santa Cruz de Tenerife 412.391, el 48,3% restante.

Para llevar a cabo todo este trabajo, la MTSNU cuenta con una flota de 234 recursos distribuidos por todo el Archipiélago que se hace cargo de los traslados solicitados por los facultativos del Servicio Canario de Salud (SCS), una vez valorada la situación clínica o a la imposibilidad física del paciente para hacer uso de medios ordinarios de transporte, según los criterios establecidos en la Instrucción 7/98 del Servicio Canario de la Salud. Estos recursos se coordinan de forma independiente a las urgencias o emergencias, que se solicitan directamente al Servicio de Urgencias Canario (SUC) mediante llamada al 1-1-2.

La rápida coordinación del SUC salva la vida de un turista alemán con rotura de bypass en Fuerteventura

Médico Coordinador del SUC

El afectado se encontraba en Costa Calma y en menos de tres horas era intervenido en Cirugía Cardíaca del Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín

El Servicio de Urgencias Canario (SUC), adscrito a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, coordinó recientemente la asistencia y traslado de un turista alemán, de 69 años, con rotura de un bypass aorto-femoral, desde Fuerteventura hasta el Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín.

El médico coordinador del SUC, de guardia en la sala operativa del 1-1-2, recibió una llamada procedente de un centro médico en Costa Calma, en el municipio de Pájara, en la que indicaban que a sus instalaciones había llegado un varón de nacionalidad alemana, con un hematoma pectoral en aumento, acompañado de signos de shock.

Inmediatamente se activó una ambulancia medicalizada del SUC que, a su llegada, trasladó al médico coordinador los signos clínicos que evidenciaba el afectado, lo que le hizo sospechar de la rotura de un bypass que tenía colocado desde la arteria aorta a la femoral. Tras confirmar que el paciente se encontraba en una situación crítica, que podría suponer la muerte segura si no se actuaba con rapidez, el médico coordinador del SUC decidió derivar a este servicio al helicóptero del SUC que se dirigía a la isla de Fuerteventura para realizar el traslado de otro paciente.

Además, solicitó ayuda al coordinador multisectorial del Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad (CECOES) 1-1-2 para que contactara con la Policía Local de Pájara solicitando autorización para que el helicóptero medicalizado del SUC pudiera tomar tierra en el campo de fútbol de Costa Calma.

A pesar de que el campo de fútbol estaba siendo utilizado en aquel momento por un equipo infantil, la Policía Local ordenó el desalojo inmediato del campo, y con la colaboración de los bomberos de Pájara garantizar la toma segura del helicóptero.

Mientras tanto, el equipo sanitario de la ambulancia medicalizada del SUC que permanecía con el afectado, mantuvo las constantes vitales dentro de límites normales y lo preparó para su traslado hasta el campo de fútbol donde se realizaría la transferencia del paciente con el helicóptero medicalizado.

Tras recoger al afectado, cuya situación dentro de la estabilidad se iba complicando de manera evidente, el helicóptero medicalizado del SUC inició el traslado a la helisuperficie del Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín, al tiempo que el médico coordinador del SUC contactó con la Unidad de Críticos del centro hospitalario para que se prepararan para su recepción.

En menos de 3 horas desde que se recibió la alerta, el afectado fue trasladado desde un centro médico en Costa Calma al Hospital Universitario de Gran Canaria, donde fue intervenido en el servicio de Cirugía Cardiaca y se recupera satisfactoriamente.

El Gobierno de Canarias activa una línea telefónica gratuita para atender dudas relacionadas con el coronavirus

Un equipo de Enfermería, coordinado por el SUC, se encargará de la gestión del servicio

El Gobierno de Canarias continúa trabajando en la gestión del caso de la persona que ha dado positivo por coronavirus en La Gomera. Así, y con el objetivo de transmitir toda la información con la mayor transparencia, se ha activado desde las 9:00 horas de hoy (domingo) una línea telefónica de carácter gratuito para resolver todas las dudas relacionadas con el coronavirus.

De esta forma, y a través del teléfono 900 112 061, un equipo de Enfermería, bajo la coordinación del Servicio de Urgencias Canario, atenderá las solicitudes de información de la ciudadanía sobre medidas de prevención, posibilidades de contagio y falsos conceptos relacionados con el virus.

El Gobierno de Canarias insiste en la importancia de que la ciudadanía se informe a través de las diferentes fuentes oficiales, que continuarán transmitiendo a la ciudadanía de forma permanente con el máximo rigor y transparencia.

Etiquetas

El SUC enseña técnicas de primeros auxilios a más de 400 escolares de Gran Canaria durante el mes de enero

Talleres de primeros auxilios del SUC

El alumnado también conoce cómo funciona este servicio y los recursos móviles de que dispone

Durante el mes de enero, el Servicio de Urgencias Canario (SUC), dependiente de la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, ha formado a 425 estudiantes de Gran Canaria en técnicas de primeros auxilios, entre las cuales se incluye cómo realizar unas correctas maniobras de reanimación cardiopulmonar básica a una persona que haya sufrido una parada cardiorrespiratoria. De ellos, 300 corresponden al Instituto de Enseñanza Secundaria (IES) Felo Monzón y 75 al IES La Isleta, en Las Palmas de Gran Canaria y 50 al Colegio de Educación Infantil y Primaria (CEIP) El Cardón en Vecindario, en el municipio de Santa Lucía.

Esta labor formativa, que se viene realizando desde hace años en diferentes centros educativos de las Islas, tiene como principal objetivo concienciar a los jóvenes de la importancia que tiene saber actuar de manera inmediata ante una emergencia, ya que una intervención eficaz puede ayudar a salvar una vida.

Durante las diferentes acciones formativas realizadas, el SUC ha enseñado al alumnado cómo actuar ante una situación de emergencia que se encuentren en la calle aplicando la conducta PAS (proteger la zona del incidente para que no se agrave la situación, alertar a los servicios de emergencia, y socorrer a los heridos). Asimismo, han aprendido a reconocer si una persona ha sufrido una parada cardiorrespiratoria y a realizarle una correcta maniobra de reanimación cardiopulmonar básica hasta la llegada de la ambulancia.

El personal del SUC también ha mostrado a los escolares qué hacer ante un paciente inconsciente realizando, en primer lugar, la maniobra frente-mentón para comprobar que respira adecuadamente y, posteriormente, a colocarlo en la posición lateral de seguridad. Asimismo, el SUC ha practicado con los alumnos las técnicas a emplear ante una persona que presenta un traumatismo o una hemorragia y qué maniobras se deben realizar cuando alguien sufre un atragantamiento, entre otras.

En estos talleres, el personal del SUC también enseña a los jóvenes cómo funciona este servicio, con qué recursos terrestres y aéreos cuenta para dar respuesta a todas las emergencias sanitarias que se producen en el Archipiélago, cuáles son sus características y cómo acceder al SUC a través de una llamada al 1-1-2 en caso de una urgencia o emergencia.

El SUC dio respuesta a casi 900 peticiones diarias en las que los ciudadanos demandaban asistencia en 2019

Ambulancia sanitarizada del SUC

Cerca de 300.000 personas fueron asistidas en las ambulancias y a través de la teleasistencia

El Servicio de Urgencias Canario (SUC), dependiente de la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, atendió durante el año 2019 una media diaria de 874 peticiones de ayuda sanitaria urgente que demandaron los ciudadanos de las Islas al encontrarse en situación de urgencia o emergencia y que, en total, sumaron 318.853 demandas sanitarias.

En ese sentido, 299.828 personas recibieron asistencia o traslado sanitario urgente, ya fuera por parte de la red de recursos sanitarios del SUC o a través de la teleasistencia que prestan médicos y enfermeros de este servicio.

Del total de demandas, el 20,2% se resolvió mediante la consultoría médica o asesoramiento telefónico que realizan los médicos coordinadores del SUC desde las dos salas operativas del 1-1-2 del Gobierno de Canarias. El 79,8% restante, lo que significa 254.334 incidentes, necesitó la movilización de algún tipo de recurso sanitario.

En relación a la movilización de estos recursos móviles, a lo largo de 2019 el SUC realizó 264.345 activaciones de recursos móviles, un 2,26% más que los activados durante el año anterior. Las ambulancias de soporte vital básico concentraron el mayor volumen de actividad, con la realización de 211.443 servicios, lo que representa al 80% de la actividad total. Le siguen las ambulancias medicalizadas, que fueron activadas en 20.906 ocasiones -un 3,66% más que en 2019-, y las sanitarizadas, con 17.652 movilizaciones.

Los recursos aéreos, es decir, los dos helicópteros y el avión medicalizado que realizan el traslado de pacientes que necesitan una asistencia especializada en vuelo, entre islas, y a hospitales de otras ciudades españolas, como es el caso del avión, fueron activados en 1.945 ocasiones, un 2,4% más que en 2018.

Por su parte, los vehículos de coordinación sanitaria, intervención rápida (VIR) y el de asistencia médica, así como el personal de Atención Primaria, fueron activados en 12.367 ocasiones por el SUC.

Toda esta red de recursos sanitarios del SUC atendió en un 81,7% situaciones de enfermedad que los usuarios sufrieron en domicilio o en lugares públicos y, en menor medida, con 46.435 incidentes, en accidentes de diferente tipología, ya fueran de tráfico, deportivo o escolar, entre otros.

Una vez atendidos en el lugar del incidente, el destino de los afectados se realizó en su mayoría a hospitales públicas de las islas, en un 18,8% a centros de atención primaria y en un 10,3% de los casos a clínicas privadas.

El SUC advierte de la necesidad de vigilar los signos de alarma ante un traumatismo craneoencefálico

Médicos coordinadores del SUC

Hay que consultar a un médico si aparece somnolencia, náuseas o sangrado por oídos o nariz tras sufrir un golpe en la cabeza

El Servicio de Urgencias Canario (SUC), adscrito a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, insiste en la importancia de vigilar los signos de alarma en una persona que haya sufrido un traumatismo craneoencefálico. Para los profesionales del SUC, los principales indicadores de alerta tras un golpe en la cabeza son la alteración de conciencia, la somnolencia o tendencia a dormir, náuseas y/o vómitos y hemorragia o pérdida de sangre por oídos o nariz. Cualquiera de ellos indica que la gravedad del traumatismo es mayor de lo que inicialmente se pudiera pensar.

Ante la aparición de cualquiera de estos síntomas, los médicos coordinadores del SUC insisten en que hay que actuar con rapidez con el fin de evitar complicaciones posteriores y evitar un empeoramiento del herido.

Además, estos síntomas pueden ir acompañados de otros como, dolor fuerte de cabeza, hematomas alrededor de los ojos o de las orejas y alteración en el tamaño o simetría de las pupilas, bien demasiado grandes o pequeñas o con tamaños diferentes.

En caso de que esto ocurriera, se debe alertar inmediatamente al teléfono de emergencias 1-1-2 para que uno de los médicos coordinadores, presentes las 24 horas del día en las salas operativas, indique los primeros auxilios que se deben realizar hasta la llegada de la ayuda sanitaria especializada. Además, si es una caída de altura, es de vital importancia no mover al herido y esperar la intervención del personal sanitario, ya que puede haber provocado lesiones en la columna vertebral, especialmente de las vértebras cervicales.

Mientras llegan los recursos sanitarios más adecuados al tipo de incidente, la persona que se encuentra al lado del herido debe verificar el estado de alerta o conciencia del afectado, si respira correctamente y comprobar la presencia de pulso. Estos datos deben ser comunicados inmediatamente al médico coordinador por si fuera necesario tomar algún tipo de medida adicional.

Por último, el SUC recuerda que, aunque no aparezca ningún signo de alarma, todo traumatismo en la cabeza, causado por mecanismos considerables como caídas, accidentes de tráfico, trauma craneal posterior a un desvanecimiento, etc, debe ser valorado por un médico a la mayor brevedad posible.

El SUC alerta del riesgo de sufrir quemaduras durante estas Navidades e insiste en cómo prevenirlas y cómo actuar

Los incidentes más frecuentes son los accidentes con material pirotécnico, cortocircuitos o incendios en cocinas

Los médicos coordinadores del Servicio de Urgencias Canario (SUC) dependiente de la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, alertan sobre el incremento de los incidentes por quemaduras de diferentes tipos que se producen en las fechas navideñas, y ofrece unas sencillas pautas para que los ciudadanos extremen las precauciones y procuren evitar situaciones de riesgo.

Las quemaduras más frecuentes en estas fechas se producen tanto en la cocina durante la preparación de la comida o la cena como por pequeños accidentes debido a descuidos o desperfectos en la iluminación navideña instalada en el hogar, que puede generar pequeños cortocircuitos e incluso algún incendio si no se instala y utiliza correctamente.

Asimismo, son frecuentes los accidentes producidos por la utilización de artículos pirotécnicos de pequeño tamaño, por parte de los niños sin la debida supervisión de un adulto o si por ejemplo este tipo de artefactos se guarda en sitios inadecuados, ya que un encendido fortuito podría causar quemaduras.

¿Cómo actuar ante una quemadura?

En primer lugar, el SUC insiste en la prevención como la mejor medida para evitar este tipo de accidentes y recuerdan que hay que llamar inmediatamente al 1-1-2 para que un médico coordinador indique cómo actuar y aplicar los primeros auxilios.

Las quemaduras, según su origen, se clasifican en térmicas, cuando se produce un aumento de la temperatura provocado por fuego o un objeto caliente o líquido hirviendo; quemaduras químicas, producidas por una sustancia química, como el ácido, y las quemaduras ocasionadas por la corriente eléctrica. En cualquiera de los casos, su gravedad dependerá de la profundidad, extensión y localización.

Ante una quemadura térmica, lo primero que se debe hacer es retirar al afectado, si es posible, de la fuente de calor o de donde haya humo. Si la quemadura se ha producido por entrar en contacto con un objeto o líquido caliente, se debe aplicar sobre la lesión abundante agua fría durante 10 ó 15 minutos, cubrir la zona afectada con una gasa estéril húmeda y, en la medida de lo posible retirar anillos, relojes o pulseras de la zona afectada. Si esta última tarea no fuera sencilla habrá que dejarla en manos de algún experto, de la misma manera que si tras estos primeros auxilios se observara algún tipo de lesión.

En el caso de los incendios, además de dar aviso al 1-1-2 para que acudan los bomberos, si éstos provocan gran cantidad de humo, el SUC aconseja colocarse una toalla o prenda de vestir húmeda -impregnada en agua- sobre la nariz y la boca, para evitar intoxicación por inhalación de humo y, si hay imposibilidad de salir del lugar, deberán colocarse en el suelo, pues el humo se concentra en las partes altas y luego desciende. Si la persona estuviera afectada por el fuego, hay que impedir que corra y cubrirla con una manta o hacerla rodar por el suelo.

Por otra parte, si una persona sufre quemaduras de tipo eléctrico, antes de tocar a la persona afectada, debe desconectarse la corriente y, si no es posible, aislarse mediante algún objeto no conductor de energía como la madera. A continuación, hay que alertar al 1-1-2 para trasladar a la persona a la mayor brevedad a un centro sanitario, ya que en las quemaduras eléctricas puede haber lesiones internas y hay alto riesgo de arritmias e incluso parada cardiorrespiratoria.

Desde el SUC se recuerda que no se debe aplicar ningún tipo de crema, pomada o remedio casero y no pinchar las ampollas; no se debe dar de beber a la persona con quemaduras graves, en todo caso se le podrían humedecer los labios y no retirar la ropa de víctima (sobre todo si se encuentra pegada a la piel) salvo en el caso de que se encuentre impregnada de alguna sustancia caliente o cáustica.

El SUC recuerda cómo actuar ante un atragantamiento, una de las emergencias más comunes de las fiestas navideñas

Maniobras atragantamiento SUC

Lo primero es animar a toser con fuerza al afectado y evitar que ingiera bebidas o alimentos

Cuando alguien está comiendo y se atraganta, normalmente presenta dificultad para respirar, no puede hablar y se comunica mediante gestos.  En ese momento es importante mantener la calma y animar al afectado a que tosa con fuerza para intentar acabar con la obstrucción de la vía aérea. Asimismo, hay que evitar que la persona que sufre el atragantamiento beba o como algo, ya que ambas acciones pueden empeorar la situación en lugar de mejorarla.

En esos casos, el Servicio de Urgencias Canario (SUC), dependiente de la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, insiste en que una actuación rápida y efectiva puede evitar que una situación que se produce con frecuencia pueda generar una emergencia vital.

Por este motivo, y ante la llegada de las celebraciones navideñas, época en la que se celebran numerosas comidas de empresas y con amigos y abundantes cenas junto a la familia, el SUC recuerda en tres sencillos pasos qué es lo que deben hacer los primeros intervinientes hasta la llegada del personal sanitario y, en caso de que no se sepa cómo actuar, durante la llamada realizada al servicio de emergencias un médico del SUC podrá dar indicaciones mediante teleasistencia para que el afectado sea asistido correctamente mientras acude la ambulancia al lugar.

Además, el SUC persigue aumentar la protección de los más pequeños de la casa en estas fechas. En este sentido, hay que evitar que se lesionen no utilizando, por ejemplo, adornos de pequeño tamaño o desmontables que los menores puedan llevarse a la boca.

En primer lugar, si a pesar de toser con fuerza repetidamente el afectado no logra recuperar el aliento, se debe alertar de inmediato al 1-1-2 para solicitar asistencia sanitaria.

El segundo paso a realizar, en caso de que el atragantamiento persista, es dar unas palmadas en la espalda. Debemos situarnos a un lado y ligeramente por detrás del afectado, sostener su tórax con una mano e inclinarlo hacia delante para, a continuación, darle cinco golpes en la espalda, entre los omoplatos y con el talón de la mano, comprobando después de cada golpe si el cuerpo extraño ha sido expulsado para no continuar realizando esta maniobra innecesariamente.

A continuación, si no se ha resuelto la situación pondremos en práctica la maniobra de Heimlich. Para realizarla, la persona que presta ayuda debe situarse detrás del afectado y abrazarlo colocando el puño de una mano con el pulgar hacia fuera en el punto medio entre el ombligo y la boca del estómago, poniendo encima la otra mano. Deberá entonces inclinar al afectado hacia delante y realizar cinco compresiones hacia dentro y hacia arriba, con la fuerza suficiente para levantarlo del suelo -salvo que se trate de un niño, que no se deben levantar-, hasta conseguir la desobstrucción.

Si tras practicar estas dos maniobras, golpes en la espalda y maniobra de Heimlich, no conseguimos que el afectado supere el atragantamiento, debemos continuar alternándolas -5 golpes en la espalda y 5 compresiones abdominales- hasta la desobstrucción o hasta que el afectado caiga inconsciente.

Por todo ello, una reacción a tiempo por parte de los primeros intervinientes puede evitar que la situación empeore y el afectado sufra una parada cardiorrespiratoria.

Sanidad avanza en el proceso de adjudicación del servicio de transporte sanitario

sanidad las palmas

Las empresas tienen 10 días hábiles para presentar la documentación

La Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias ha dado un paso más en el proceso de adjudicación del servicio de transporte sanitario terrestre en el Archipiélago. Este viernes se han aceptado las propuestas de adjudicación elevadas por las mesas de contratación. A partir de este momento las empresas que optan a prestar el servicio tienen un máximo de 10 días hábiles para que presenten toda la documentación necesaria con la que poder seguir participando en el proceso.

Las mesas de contratación, una vez analizados los informes técnicos requeridos para sopesar el contenido de las ofertas que se han presentado, han procedido a su valoración. Gestión de Servicios para la Salud y Seguridad en Canarias (GSC), empresa pública que gestiona el transporte sanitario en las Islas, dividió en tres expedientes diferenciados la contratación de los servicios. En uno de ellas se contemplan las ambulancias de las islas no capitalinas, tanto en lo referente a transporte urgente como no urgente; en otro el transporte sanitario no urgente en Gran Canaria y Tenerife; y, por último, el transporte urgente de las dos islas capitalinas. Al realizar esta separación, diferentes empresas optan a prestar el servicio en una zona o varias.

Actualmente el servicio de transporte sanitario terrestre en Canarias está vencido desde el 2015, con todas las prórrogas posibles incluidas. Desde su llegada en julio, el nuevo equipo de Gobierno ha trabajado a contrarreloj para dar respuesta a las demandas de los pacientes en materia de transporte sanitario. Este concurso busca mejorar el servicio que se presta actualmente, una labor en la que juega un papel esencial la mejora de la flota de vehículos y su equipamiento, tanto en lo referido al material sanitario como en las comunicaciones.

Más de 300 futuros Técnicos de Emergencias Sanitarias realizan su formación práctica en las ambulancias del SUC

El alumnado aprende en incidentes reales los protocolos de actuación y se familiarizan con la aparatología y el material de los recursos sanitarios

Durante el año 2019, un total de 326 estudiantes del ciclo de Técnico en Emergencias Sanitarias (TES) en diferentes institutos y centros formativos de las Islas han realizado su formación práctica en ambulancias de soporte vital básico del Servicio de Urgencias Canario (SUC), dependiente de la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias.

En este periodo formativo, el alumnado aprende a enfrentarse a situaciones reales y a conocer el trabajo que van a desarrollar cuando se incorporen al mercado laboral, incorporando nuevas herramientas y destrezas, gracias a la colaboración de los profesionales de las ambulancias del SUC.

Durante varios meses, los futuros TES pueden profundizar en el manejo de la aparatología y el material con el que cuentan estos recursos sanitarios y ponen en práctica los protocolos de actuación sanitarios. Esta formación también incorpora conocimientos prácticos sobre la coordinación de los recursos, comunicaciones con la sala operativa, técnicas de movilización y de inmovilización del paciente y transporte sanitario, así como valoración y asistencia del paciente durante el traslado.

En estas prácticas, que forman parte del último curso del ciclo formativo, han participado 191 jóvenes de centros formativos públicos y privados de la provincia de Las Palmas y 141 de Santa Cruz de Tenerife. En concreto, los estudiantes que se han incorporado a las ambulancias del SUC proceden del CIFP Los Gladiolos, los IES Magallanes, Añaza y La Orotava y los centros privados Inforpro y SUAD en Tenerife; IES Virgen de las Nieves en La Palma; el CIFP Villa de Agüimes, el IES Primero de Mayo y el centro privado de FP INFORPRO, en Gran Canaria; el Instituto Zonzamas en Lanzarote y el CIFP Majada Marcial en Fuerteventura.